La tasa de saneamiento tendrá que volver a un tercer pleno extraordinario

|

El pleno extraordinario de ayer volvió a ser todo un espectáculo, bien un teatro, como señalaron algunos portavoces; o un circo, como lo definió el alcalde. Lo cierto es que uno de los temas más relevantes para la ciudad, el saneamiento de la ría, volvió a quedar “sine die” al no debatirse finalmente la tasa del agua y ser retirada la propuesta del orden del día del pleno.
Aunque el día anterior, tanto PP como PSOE ya habían solicitado que no se debatiese el tema, alegando contar con una documentación no ajustada a lo que se solicitaba y al no haberse celebrado reuniones suficientes con la oposición para tratar de llegar a un acuerdo, no fue hasta que se expuso formalmente en el pleno la petición de retirada del punto cuando, por imperativo legal, tuvo que ser votada esta cuestión. El ejecutivo se quedó solo en su deseo de sacar adelante la tasa de saneamiento y los votos del PP y PSOE hicieron que el debate se posponga, una vez más, hasta otro pleno extraordinario, que el alcalde ya señaló que intentará que se convoque la próxima semana. Por su parte BNG y Ciudadanos se abstuvieron en esta votación.
Los argumentos de todas las partes se hicieron oír igualmente durante casi una hora, pese a saberse de antemano que el debate no se iba a celebrar y así los portavoces pudieron ser “jaleados” o abucheados por el público, formado mayoritariamente por integrantes de la Plataforma pola Remunicipación y representantes del sector marisquero, principal afectado por la contaminación de la ría.
El portavoz del BNG, Iván Rivas” se mostró en contra del debate de la tasa, pero no ayer, sino siempre, al abogar por un saneamiento que no sea asumido por el Concello y del que se haga cargo Augas de Galicia. Criticó que por parte del gobierno se apele a la “honestidade” y a la “responsabilidade” cuando los encuentros mantenidos con los grupos “duraron en ocasións menos dun minuto”.
La socialista Beatriz Sestayo centró sus críticas en el interés del ejecutivo en dar por bueno el informe de Emafesa sobre el coste de la tasa, acusándolo de haber cambiado “o activismo por a alianza con Emafesa”. Aunque el PSOE es partidario de fijar una tasa por el coste del saneamiento, denunció la falta de diálogo y pidió que se llevase al pleno municipal lo que se va a tratar en el próximo Consello de Administración de la empresa de aguas.
También Martina Aneiros (PP) criticó la falta de interés del alcalde por el diálogo e hizo un relatorio de los compromisos “incumplidos” desde el pasado pleno, en cuanto a reuniones, entrega de informes, etc.
Fue la portavoz de Ciudadanos, Ana Masafret, la que más repartió sus críticas entre toda la corporación, manifestando su sorpresa ante los “orgullos de tasas derogadas, socios depechados y partidos que quieren romper con todo”, por encima, dijo, de lo que reclama la ciudadanía. Por eso, indicó que C´s apuesta por el avance y no por el bloqueo sistemático y destacó que la auditoría externa concluye que “los gastos de los costes aplicados a la tasa de saneamiento son ajustados, razonables y coherentes”.
El ejecutivo, esta vez en boca del portavoz de Ferrol en Común, Álvaro Montes, defendió el diálogo pero criticó que se obcequen “como Don Quijote cos libros de cabalería” y apeló a la búsqueda “dun punto de encontro o máis pronto posible”.
Tras casi una hora de debate sobre algo que no se iba a debatir, la tasa sigue sobre la mesa y se convocará un nuevo pleno “ou un por semana si é necesaio, porque cremos no saneamento da ría” –indicó el alcalde, Jorge Suárez–. Entre tanto, continuará la negociación, y se solicitarán los informes que quiera la oposición “porque so se trata dun acoso e derribo dos grupos para tirar a Jorge Suárez”, aseguró el alcalde tras la sesión de ayer.

futuro
La obligación legal de la retirada del orden del día de la propuesta de tasa de saneamiento pone en riesgo que el próximo 1 de abril pueda iniciarse la depuración prevista. El alcalde indicó que la empresa que gestionará los interceptores comenzaría los primeros trabajos a partir del 15 de marzo y el 1 de abril podría iniciase la depuración de un caudal actual de 9.300 metros cúbicos, que aumentarían progresivamente hasta los 60.000 de bombeo. Los efectos, indicó el regidor, serían inmediatos para bacterias como el e.coli, preocupante en el área de Ferrol. De no poder iniciarse el saneamiento –recuerda que la tasa es imprescindible– “pagaremos o custe dos interceptores e senón se xestiona a depuradora, todo o caudal pode ir a mar aberto, e non imos ser cómplices disto”, apuntó Suárez. Con respecto a la posibilidad de que sea Augas de Galicia quien gestione la depuradora, el alcalde indicó que retardaría el proceso hasta un año más.
El regidor achaca a razones “político-partidistas” que se siga en este “día da marmota” y apunta que lo único que quiere es “activar o saneamento, sin ter que falar de bos nin malos”. n

La tasa de saneamiento tendrá que volver a un tercer pleno extraordinario