Cuatro de los propietarios de O Penso alcanzan un acuerdo con el gobierno

Cabanas edificio O Penso
|

El Concello de Cabanas ha llegado a un acuerdo con cuatro de los propietarios del edificio de O Penso –concretamente los de la I fase– sobre el que pesa una sentencia de demolición del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia que se remonta a 1994. El acuerdo que tendrá que ser ratificado ahora por el pleno que se celebrará el día 30, recoge una indemnización para los propietarios de poco más de 256.000 euros. Según manifestó el alcalde, Germán Castrillón, que mostró su satisfacción por haber logrado materializar este acuerdo, el valor de los inmuebles de los propietarios se ha establecido en base a un estudio del Ayuntamiento que posteriormente fue alegado por los dueños de las viviendas “con estimaciones de valores superiores, que se han estudiado y en donde se ha llegado a un acuerdo tras una negociación”.
Para el abono de la indemnización el acuerdo fija un plazo de ocho meses. En el caso de que el Concello no pague en el período establecido, la cuantía a reclamar por los propietarios ascenderá a 360.000 euros en los que se incluyen 15.000 euros por daños morales a cada uno de los afectados.
El acuerdo será remitido al Consello Consultivo de Galicia que deberá emitir un dictamen acerca de si existe o no una relación de causalidad entre el funcionamiento del servicio público y las lesiones producidas sobre las que procede indemnizar.
Un acuerdo que suscitó la desconfianza de otros afectados, como Rafael Pérez, hijo de uno de los propietarios de la II fase, que se mostró preocupado porque el documento no recoge las condiciones de realojo de los vecinos de los segundos y terceros pisos. Además aseguró que “el proyecto de demolición no se ajusta a la sentencia” y que hay que esperar a la resolución del recurso de amparo solicitado por los vecinos ante el TSXG y admitido a trámite este mismo mes de septiembre. Un recurso del que Castrillón señaló “no va a tener efecto” para los afectados de la primera fase, aunque sí para los de la segunda. “Aquí todavía no se tiene acuerdo con los propietarios, con los que el alcalde ha admitido que “hay negociaciones, aunque todavía no están cerradas”.

Cuatro de los propietarios de O Penso alcanzan un acuerdo con el gobierno