El Racing quiere máxima exigencia para los dos próximos compromisos

Racing Club Ferrol-Club Deportivo Lealtad 14ª jornada, Segunda División B, grupo 1, de fútbol A Malata Daniel Alexandre (22-11-2015) TEXTO: Los jugadores del Racing abrazan a Borja Domínguez tras la consecución del gol de
|

 

Después de dos días de descanso, los componentes de la plantilla racinguista retornaron ayer por la tarde al trabajo para preparar el derbi del domingo en el feudo departamental ante el Coruxo.
En el ambiente se puede palpar el hecho de que las cosas le están saliendo muy bien al equipo, incluso mejor de lo que se podía imaginar al comienzo del campeonato.
El hecho de que solo Catalá esté lesionado y el resto a disposición del cuerpo técnico, es bueno para la escuadra, ya que incrementa el nivel de intensidad en los entrenamientos, porque todos los jugadores quieren ganarse un puesto en el once inicial.
Por el momento, parece claro que Miguel Ángel Tena tiene una base de futbolistas que siempre juegan de salida, pero cuatro o cinco puestos van variando dependiendo del rival al que se enfrenten.
A pesar de ello, todos los jugadores cumplen a la perfección cuando les toca saltar al terreno de juego, lo que permite la buena dinámica que lleva el equipo y que le deja con ocho puntos de ventaja con respecto al segundo clasificado.
El preparador departamental, Miguel Ángel Tena sigue exigiendo el máximo a sus futbolistas y no quiere ningún tipo de relajación, porque todavía queda más de la mitad del campeonato por delante y las cosas pueden dar muchas vueltas.
Por ello, el técnico no quiere que nadie se relaje y ahora busca irse de vacaciones con dos nuevos triunfos en su casillero ante el Coruxo, primero, y luego, una reválida en El Sardinero frente al Racing de Santander.
Una de las cosas en las que el preparador castellonense incidió en el retorno al trabajo de ayer es que no se pueden dar las facilidades defensivas mostradas ante el filial céltico, ya que ambos goles eran evitables.
Otra de las cosas que también se pretende desde el club es que los jugadores vean refrendado el gran juego que están realizando en esta temporada, con una mayor presencia de aficionados en las gradas de A Malata, ya que entienden que la plantilla se lo merecen y que las cosas podrían salir mejor.

El Racing quiere máxima exigencia para los dos próximos compromisos