El BNG alerta de la repercusión de la reforma prevista en los Concellos

Diario de Ferrol-2013-10-18-002-c65feff3
|

Representantes del BNG comparecieron ayer en Ferrol en rueda de prensa para denunciar la pérdida de autonomía municipal y la merma en la calidad de los servicios que reciben los vecinos que se derivaría, a su juicio, del proyecto de reforma local que está tramitando el PP y para presentar la campaña de concienciación que están llevando a cabo en este sentido.
La responsable comarcal nacionalista, Mercedes Tobío, criticó especialmente el papel que se da a las Diputaciones en este proyecto, que se configuran –apuntó– como un elemento “centralizador e sustantivo” de una manera que “fulmina un principio básico das administracións públicas, como é o da proximidade”. Tobío contrapuso a esta idea la que sostiene el Bloque en el sentido de que los Concellos tienen que ser “un puntal na organización territorial” y denunció que el Gobierno pretenda utilizar la vía legislativa, de manera unilateral, para que sea el Ejecutivo el que determine qué servicios prestan los Ayuntamientos, “tratando de que parezan todos iguais”. “É un eslabón máis na cadea do proceso recentralizador”, concluyó la responsable comarcal, que insistió en que se elimina la posibilidad de “configurar un mapa territorial en función da realidade do país”.
Por su parte, el diputado provincial Xesús Soto incidió en que las Diputaciones son organismos “fóra de lugar e de tempo”, cuyas funciones, además, desconoce la ciudadanía. Aludió también al riesgo de “caciquismo” en función de quien esté al frente y se refirió específicamente a la reforma que se está acometiendo en la Diputación de A Coruña, con creación de nuevas áreas con puestos de dirección nombrados “por libre designación”.
Para Soto, no se justifica que sea el coste efectivo de los servicios el que determina –como se pretende en la reforma– si estos son prestados por los Ayuntamientos o por las instituciones provinciales, sin que se tengan en cuenta factores como la calidad del servicio.
Por último, aludió a la “regresión democrática” que supone el hecho de que la Diputación asuma competencias que antes estaban en manos de los Concellos, por cuanto los ciudadanos pierden capacidad de reclamar directamente por un mal servicio y, además los representantes provinciales no son elegidos por votación directa, al contrario que los municipales.
Por su parte, el alcalde de San Sadurniño, Secundino García Casal, apuntó que este proyecto del Gobierno es un paso más en la política de recortes del PP, que emana de la “reforma exprés” de la Constitución aprobada en 2011 con los votos de socialistas y populares y que ahonda en la reducción del gasto público eliminando servicios a los ciudadanos. El regidor municipal indicó que las necesidades de las personas son las mismas en zonas rurales y en el centro de las ciudades “independentemente do custe” y alertó de los grandes cambios que se producirán en los Concellos de salir adelante la propuesta gubernamental. Día a día, aseguró, habrá repercusiones en el campo de la asistencia social, los centros de día, las escuelas infantiles y colegios y las dotaciones deportivas, entre otras cuestiones. n

El BNG alerta de la repercusión de la reforma prevista en los Concellos