Las plantillas de las auxiliares de Navantia iniciarán la huelga indefinida el 5 de octubre

Unas 80 empresas auxiliares trabajan actualmente en los centros de la ría | j.m.
|

La CIG Industria convocará a partir del 5 de octubre una huelga de carácter indefinido en las 80 empresas auxiliares que trabajan en los dos astilleros que Navantia tiene en la ría de Ferrol. Una medida adoptada en diversas asambleas de trabajadores realizadas por el sindicato nacionalista en ambas factorías para demandar que los denominados acuerdos salariales del año 2001 sean incluidos en el convenio provincial del metal.


Bajo el lema “Agora é o momento – Acordos Xa!!!”, el portavoz de CIG Industria, Vicente Vidal, recordó que durante la negociación del convenio los tres sindicatos estaban a favor de que estos acuerdos aparecieran recogidos en el convenio.


Sin embargo, el preacuerdo firmado la pasada semana por CCOO y UGT con la patronal deja este asunto fuera del texto, a expensas de que se pueda resolver mesa de negociación firmada por los sindicatos firmantes y los empresarios, en la que queda fuera la central nacionalista de la CIG.


“En esa mesa se limitarán a pulir el preacuerdo. Cada parte dará su interpretación de los puntos en común, pero no se va a incorporar nada nuevo”, insistió ayer Vidal, que calificó la situación como “la pérdida de una magnífica oportunidad”. Además, explicó que esta convocatoria de huelga llega porque “actualmente no se están abonando estas tablas salariales y se están aplicando rebajas a los operarios”.

Negociación
Vicente Vidal desveló ayer que tras dar traslado a las compañías de la convocatoria de esta huelga, varios empresarios emplazaron a los representantes de los trabajadores a mantener un encuentro para tratar de evitar estos paros.


A la reunión, celebrada este martes acudieron integrantes de CIG, CCOO, UGT y MAS desde el ámbito sindical. En el encuentro se dio traslado a la patronal de que “están conformes en constituir una mesa de negociación para lograr varios acuerdos, que serían trasladados al texto del convenio colectivo”.


Por su parte, los empresarios también señalaron que en estos momentos resulta complicado asumir las subidas salariales, pues las obras que están en marcha se asumieron con los salarios actuales, que no respetan los acuerdos de 2001. Sin embargo, sí avanzaron que estarían dispuestos a llegar a acuerdos intermedios hasta alcanzar los baremos de hace unas décadas según se vayan cerrando trabajos y vayan saliendo nuevos contratos en el astillero. La parte empresarial instó a los trabajadores a plantearse estos paros, pues, les transmitieron que “con una convocatoria de huelga encima de la mesa, no se puede negociar con la debida tranquilidad, ya que lo que se propone requiere un tiempo”.


Algo que no desmovilizará a la CIG, según aseguraron desde el sindicato: “la voluntad de los trabajadores manifestada en las asambleas fue clara y contundente, así que la única posibilidad de suspender la convocatoria de huelga indefinida es que las empresas comiencen a firmar los acuerdos y que los trabajadores, a la vista de los avances, decidan suspender los paros en asamblea”, señaló Vidal.

Las plantillas de las auxiliares de Navantia iniciarán la huelga indefinida el 5 de octubre