El traslado de la lonja a la nave provisional del Mercado, a expensas de la nueva campaña de vieira

lonja vacía
|

El traslado definitivo de la lonja y las oficinas de la Cofradía de Pescadores de Ferrol a la nave provisional del Mercado da Magdalena está a expensas de lo que ocurra con la campaña de vieira que podría comenzar en las próximas jornadas.
La patrona mayor del pósito es partidaria de mudarse una vez que concluya la extracción, que, en función de las analíticas y de la demanda, podría prolongarse hasta dos o tres semanas. Con ello se facilitarían los pesajes de la vieira, que, como se sabe, deberá eviscerarse en una de las dos plantas que existen en Galicia, una en Vilaxoán (Ameixa de Carril) y otra en Cambados (Mariscos Veiro).
Con todo, y una vez obtenido el permiso de la Consellería de Sanidade para poder subastar el marisco en las instalaciones provisionales, las obras de reforma de la lonja de Curuxeiras ya están en marcha. Se ha despejado el anexo en el que se almacenaban los aparejos y los pertrechos y se ha liberado el espacio de las taquillas y el que utilizaba hasta el año pasado el Club do Mar.
Los plazos de finalización de los trabajos se han acortado por estas circunstancias, aunque tanto desde el pósito como desde la Autoridad Portuaria se confía en que las empresas adjudicatarias, Construcciones López Cao y Xestión Ambiental de Contratas, entreguen la obra antes de la campaña de Navidad.

El traslado de la lonja a la nave provisional del Mercado, a expensas de la nueva campaña de vieira