Anova cree que la izquierda “rupturista” tendrá un papel subalterno si no supera las diferencias

Sánchez señaló la necesidad de recuperar las directrices impulsadas por Beiras, con las que nació la fuerza | lavandeira jr
|

El portavoz nacional de Anova, Antón Sánchez, apeló ayer a reflexionar sobre el resultado de las elecciones generales en la llamada “izquierda rupturista” que, a su juicio, evidencian que es necesario volver a la senda de la unidad a través de “estructuras abiertas”.
“Si desde la izquierda rupturista no somos capaces de superar las diferencias, unirnos y dar estructuras abiertas a la ciudadanía no seremos capaces de disputar la hegemonía a los que quieren volver a tiempos pasados”, señaló el también viceportavoz parlamentario de En Marea, que cree que, de no enderezar el rumbo, el proyecto de unidad popular que nació “para disputar hegemonías al PP y los partidos del régimen” se verá relegado a “jugar un papel subalterno” en el panorama político. Sánchez pronunció estas palabras durante su intervención en un acto en el que Anova explicitó públicamente su respaldo a la candidatura de Ourense en Común para las elecciones municipales del 26 de mayo, en las que se medirá a, entre otras listas, la de Podemos y a Ourense Mellor, candidatura que cuenta con el apoyo de la dirección de En Marea partido.
Así las cosas, el portavoz nacional de la formación nacionalista fundada en 2012 bajo el impulso del histórico dirigente Xosé Manuel Beiras aseguró que, ante estas elecciones locales, Anova “no participa en ninguna iniciativa” política “en los 313 ayuntamientos” de Galicia que no esté articulada “en pie de igualdad, con gente de otras organizaciones y con gente que no tiene afiliación partidaria”.
Esas son, según expuso Antón Sánchez, las líneas por las que apostó Anova en el año 2015 con su respaldo a las “candidaturas ciudadanas de unidad popular”. Ahora, cuatro años más tarde, sostiene que los nacionalistas mantienen la “coherencia” y continúan con una “apuesta refrendada en asambleas desde el 2012”.En este sentido, Anova expresó su apoyo a Ourense en Común, “el proyecto de la ciudadanía progresista” de la Cidade das Burgas y que tiene “vocación de ser la voz de la ciudadanía de Ourense”.
Todo ello, después de que un número importante de integrantes de las bases de Anova en la ciudad se hayan integrado en la candidatura de Ourense Mellor, encabezada por Etelvino Blanco.

Frente a Castelao
Frente a la estatua de Castelao, Sánchez defendió la necesidad de recuperar las directrices que impulsó Xosé Manuel Beiras, con las que nacía Anova, en la defensa “de los valores republicanos y demócratas para la autonomía” tras asegurar que Ourense en Común “no ha venido a participar de la política, sino a hacerla, a transformar la realidad y a cambiar el futuro”, finalizó.
Sobre posibles pactos, se mostró favorable a llegar a puntos de encuentro con el PSOE siempre que defienda “un modelo de progreso”, no así con Democracia Ourensana, formación que, según el cabeza de lista, plantea unas “tesis políticas más a la derecha que el PP”.
Para el dirigente de Anova, la opción de OUeC es la única alternativa posible para “frenar” la situación del ayuntamiento desde “la racionalidad, de políticas progresistas y sociales” para “sacar a Ourense” de un momento que “se podría reflejar en el estado urbanístico de la ciudad, donde Feijóo tiene especial responsabilidad”.
Considera que el Ayuntamiento orensano “no ha estado a la altura de los retos de la sociedad civil” asegurando que la mejor salida es apoyar a Martiño Vázquez Mato para acabar con el estancamiento. l

Anova cree que la izquierda “rupturista” tendrá un papel subalterno si no supera las diferencias