Australia abre a Navantia y DSME la licitación de dos buques logísticos

BAC Cantabria llegada de Australia
|

Navantia y la DMO de Australia –el departamento de materiales de Defensa– han suscrito un contrato para realizar durante los próximos ocho meses la Risk Reduction Design Study (RRDS) del programa de construcción de dos buques logísticos. La finalidad es analizar el diseño de la propuesta española, el Buque de Aprovisionamiento de Combate (BAC) “Cantabria”, frente a los requisitos establecidos por la Royal Australian Navy (RAN).
El acuerdo representa la puesta en marca del proceso de selección para el programa que los australianos han denominado SEA1654, en el que Navantia y los astilleros coreanos de Daewoo (DSME) son los únicos competidores. Debido a los retrasos y los sobrecostes que acarrea actualmente el programa de los destructores AWD, el Gobierno australiano ha descartado contar entre los aspirantes a la construcción de los buques de aprovisionamiento con los astilleros ASC de Adelaide, que en principio se postulaban como favoritos en la prensa australiana.

decisión en 2015
Australia tomará la decisión definitiva en 2015. De momento, la firma del contrato para el análisis del diseño confirma el pistoletazo de salida en el proceso y abre una etapa a la que seguirá la petición de ofertas. En la formalización del acuerdo, que tuvo lugar en la base naval de Garden Island, estuvieron el almirante Purcell y Patrick Fitzpatrick, ambos de la DMO; el director comercial de Navantia, Gonzalo Mateo-Guerrero, y el director de Navantia Australia, Francisco Barón.
El BAC “Cantabria” con el que Navantia compite en este concurso cuenta con una gran ventaja. Es un modelo construido y probado por la Armada Española. Además, la propia RAN conoce muy de cerca sus capacidades, puesto que durante casi un año el buque estuvo desplegado con su flota participando en diferentes ejercicios y maniobras. El déficit de capacidad logística que actualmente sufre la Armada australiana le llevó a alquilar el navío español e imprime cierta urgencia a la adquisición de dos nuevos buques.
Navantia es, además, un socio ya conocido para los australianos, que en 2007 pusieron en sus manos el diseño de sus nuevos destructores, los AWD, y el diseño y la construcción del 80% de los dos LHD “Canberra” y “Adelaide”. El primero acaba de ser aceptado por la Commonwealth de Australia y en breve viajará a Sydney para entrar en servicio, mientras que el segundo está en su fase final de construcción en en Melbourne.     
El modelo con el que concursa Daewoo es un diseño de la ingeniería inglesa BMT que actualmente están construyendo para Noruega. Fue la propuesta que ganó en el país nórdico, donde también compitió Navantia con su BAC. En aquella ocasión, la opción española se descartó por una diferencia de precio de 30 millones de euros.

Australia abre a Navantia y DSME la licitación de dos buques logísticos