España concreta en carta a la UE qué preceptos comunitarios vulnera Gibraltar

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García Margallo (d), y su homólogo portugués, Rui Machete (i), durante la rueda de prensa conjunta que han ofrecido al término de la reunión de trabajo que han manten
|

El ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha dicho que el Gobierno ha enviado hoy una carta a la Comisión Europea en la que concreta qué preceptos comunitarios ha vulnerado Gibraltar, para que "pueda tener elementos de juicio".

En rueda de prensa junto a su homólogo portugués, Rui Machete, García Margallo ha explicado que la carta responde a la explicación que reclamaba la Comisión Europea sobre los "ilícitos medioambientales" que, según la denuncia del Ejecutivo español, Gibraltar había cometido en "el marco de los llamados lugares de importancia comunitaria".

El ministro de Exteriores ha recordado que ayer presidió una reunión con representantes de todos los departamentos ministeriales implicados en Gibraltar y ha especificado que la carta a la Comisión Europea "ha salido hoy".

Su objetivo, además de clarificar esa denuncia, es concretar la agenda que debe tener la misión comunitaria que viajará a Gibraltar para investigar los retrasos por los controles españoles en la Verja, producidos tras el lanzamiento de 70 grandes bloques de hormigón en aguas españolas por parte de las autoridades del Peñón.

Respecto a esa misión, cuya fecha de llegada está por determinar, García-Margallo ha recordado que "tiene dos caras" pues tendrá que investigar la libre circulación de personas en un territorio que pertenece a Schengen (España) y otro que no (Gibraltar).

Esto, ha continuado el ministro, ocurre igual en el tráfico de mercancías, pues España pertenece a la Unión Aduanera y Gibraltar no y se producen "tráficos ilícitos y contrabando".

En ese sentido, ha explicado que la misión estará integrada por representantes de las direcciones generales que controlan el tráfico de personas y el "fraude a las arcas comunitarias".

García-Margallo ha hecho hincapié en que tanto el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como el primer ministro británico, David Cameron, han sostenido siempre que el conflicto producido en las aguas cercanas a Gibraltar "no debe influir en las relaciones bilaterales" entre dos "países aliados" en la UE y la OTAN y con "intereses comunes muy importantes".

"Las discusiones respecto a Gibraltar entre los dos países deben discutirse como entre países amigos", ha señalado el ministro, quien ha insistido en que hay que "defender con firmeza" las posiciones pero siempre dentro del diálogo.

Así y sobre la conversación que mantuvieron en San Petersburgo Rajoy y Cameron, ha indicado que ambos acordaron seguir "conversando" sobre este asunto.

El método de trabajo que se propone, ha reiterado García-Margallo, es fijar la agenda y la composición de los grupos ad hoc que, con participación de las cuatro administraciones afectadas -España, Reino Unido, Gibraltar y Andalucía-, aborden los problemas pendientes para buscar soluciones.

España concreta en carta a la UE qué preceptos comunitarios vulnera Gibraltar