Las cofradías de la ría advierten de que los bancos marisqueros están escasos de recursos

Copia de Diario de Ferrol-2014-04-30-004-ad5ba577
|

La apertura indefinida de las zonas de libre marisqueo de la ría ha provocado un fuerte descenso de recurso de talla comercial. El patrón mayor de Ferrol, Rubén Ferrer, explicó que los bancos han sufrido un deterioro muy rápido en los últimos meses y reclamó la introducción de periodos de descanso o rotación de la actividad extractiva, así como la realización de trabajos de regeneración.
Nunca hasta la entrada en funcionamiento del sistema de bateas se había permitido trabajar simultáneamente las zonas libres y As Pías. “As limitacións da reinstalación”, explicó el biólogo de Ferrol, Félix Cerqueira, “obrigou a abrir todo todos os días para que os mariscadores non viran caer aínda máis os seus ingresos”.
Su homólogo de Barallobre, Joám Luís Ferreiro, señalaba ayer que la situación es igualmente crítica en las zonas libres y As Pías, pero por diferentes motivos. En las primeras, advirtió, “hai moita cría pero pouco marisco de talla comercial; nas libres o que escasea é a cría, así que as consecuencias están aínda por chegar”.
Para el sector, la apertura continuada de toda la ría –a excepción de julio y agosto, en los que se cierra As Pías–, “é un erro porque a capacidade de fixación das zonas libres é bastante máis reducida”.

Las cofradías de la ría advierten de que los bancos marisqueros están escasos de recursos