La variante ortegana afronta la recta final de su fase de ejecución

se están instalando los guardarraíles de la autovía d.a.
|

La variante ortegana, la principal referencia hasta ahora de la Vía de Altas Prestacións (VAP) da Cosa Norte, afronta la recta final de su fase de ejecución que arrancó el 14 de enero de 2009. Operarios de la empresa Copasa, adjudicataria de las obras, instalaban esta semana los sistemas de cierre y de contención de esta infraestructura de 8,4 kilómetros de longitud.

La señalización vertical ya ha sido colocada y ahora falta por extender la última capa de pavimento, tal y como aseguraron fuentes de la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Infraestrutura. Labores que no se llevarán a cabo, en tanto no mejore la situación meteorológica.

Los últimos plazos que barajaba el departamento autonómico situaban el final de las obras de la variante ortegana en el primer trimestre de 2013. De cumplirse este pronóstico, los trabajos acumularían una demora de más de año y medio, teniendo en cuenta que tenían un plazo de ejecución de 30 meses –deberían estar concluidos a mediados de 2011–.

Antes de finalizar 2012 una de las dos rotondas de las que dispondrá la carretera, la que enlaza con AC-862 en la parroquia de Barbos, ya había entrado en funcionamiento.

 

La variante ortegana afronta la recta final de su fase de ejecución