Al As Pontes le faltó profundidad y acierto para sumar

|

El As Pontes cayó por la mínima ante el Bergantiños en un duelo en el que quedó patente lo mucho que esta temporada está penalizando al cuadro pontés su falta de profundidad y bisoñez.
Las cosas se le torcieron a los de Marco Roca en los compases iniciales. Un defectuoso saque de puerta de Paco, que habilitó el balón por el centro, fue aprovechado por Rodri para robar el esférico. El jugador del Bergantiños sirvió a su compañero Jorge Sáez y el disparo de este, en el colmo de la mala fortuna para el As Pontes, impactó en Callón antes de colarse en la meta.
Una acción muy desafortunada que acabó por condicionar el partido. Al conjunto pontés le costó rehacerse del mazazo y, de hecho, estuvo “perdido” toda la primera parte, en la que apenas pudo circular el balón con fluidez y crear jugadas de peligro. Sin verticalidad en su ataque –solo gozó de una oportunidad, en una acción en la que Rubén Pardo encaró al portero y envió el esférico al lateral de la red–, el cuadro pontés pudo, al menos, mantener el tipo atrás y lograr llegar al descanso con esa mínima desventaja que dejaba las cosas en el aire para la segunda parte.
Tras el descanso, las cosas cambiaron radicalmente, pues el As Pontes comenzó a ejercer un dominio absoluto del balón. Los ponteses acabaron encerrando a su rival en su campo. Sin embargo, no consiguió que esa posesión acabase traducida en acciones de peligro ante la meta del Bergantiños. 
En la recta final, el As Pontes pudo cambiar el signo del partido, en un centro de Sergio desde la derecha que Fran remató de cabeza, sin mucha fuerza, lo que facilitó que el portero detuviese el esférico. Corría el minuto 88 y no había tiempo para mucho más, por lo que el partido acabó resuelto con ese 1-0.

Al As Pontes le faltó profundidad y acierto para sumar