Mas asegura que Cataluña se encuentra ahora en una batalla de supervivencia

Catalan acting President Artur Mas addresses members of parliament during an election session for the new president in the Catalan regional Parliament in Barcelona, Spain, November 12, 2015. Spain's Constitutional Court blocked Catalonia's attempted se

|

El presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, consideró que la autonomía catalana ha dejado de existir hace tiempo, por lo que Cataluña está ahora “en una batalla de supervivencia” que tiene que culminar con un Estado propio.

Reiteró que las condiciones impuestas por el Gobierno para acceder al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) son un castigo al proceso soberanista: “Si piensas diferente a ellos, te aniquilan o agreden”. Mas afirmó que, aunque se defenderán en los tribunales, “la principal respuesta no será jurídica”, y aseguró que el único plan B que tiene Cataluña es crear un Estado propio porque la alternativa es la actual autonomía residual a la que cree que se ha condenado a Cataluña.

Describió como una mentira flagrante que la Generalitat haya ocultado a Hacienda el gasto de 1.300 millones, y enmarcó la acusación del Ministerio de Hacienda en que “combate por tierra, mar y aire” el proceso independentista.

Explicó que el dinero se destinó a construir carreteras y cárceles con un gasto “perfectamente detallado, que viene de la época del tripartito y se financió con métodos que ese momento eran muy habituales”, con un gasto diferido que en ese momento no se contabilizaba en la deuda autorizada por Bruselas.

Mas aseguró que Hacienda “lo sabía perfectamente” y ahora está tirando piedras sobre su propio tejado, ya que asegura que el Gobierno ha utilizado el mismo método para financiar el AVE, las radiales de Madrid y el almacén Castor.

El presidente catalán detalló que no quedará ningún proveedor por cobrar, pero dijo no poder asegurar que se cumplirán los plazos: “La garantía de que todos cobrarán en el momento que toca no la puedo dar”.

Artur Mas advirtió por otro lado de que las elecciones catalanas dieron a JxSí y no a la CUP el liderazgo para formar Govern: “Que las decisiones las tome la CUP y JxSí vaya detrás de la CUP en estas decisiones no es lo que votó la gente”. Preguntado si el sector económico le ha hecho llegar esa opinión, aseguró: “Esa es la lectura que hace muchísima gente, y el primero, yo”.

Mas afirmó que si se altera esta lógica durante las negociaciones se “perjudicará gravemente” al proceso soberanista, ya que considera que mucha gente que ahora lo apoya dejará de hacerlo. El presidente catalán aseguró que JxSí “explicará con más detalle en los próximos días” la oferta de estructura de Govern que se le ha hecho a la CUP, y detalló que será antes de la semana que viene.

Por otro lado, la organización Juvenil de la CUP, Arran, hizo pública ayer su oposición a que la candidatura apoye la investidura de Mas, en un artículo en su página web titulado “¡Hasta siempre, Mas!”.

Según exponen en su página web, con el escrito pretenden responder a las presiones que ha suscitado la negativa de la CUP a investir a Mas.

Arran quiere desvincular el concepto de independencia de la persona de Artur Mas, al que considera “un freno para aumentar la base popular del independentismo”.

“Mucho antes de que CDC se interesase por ser independentista para no perder cuotas de poder, ya existía un movimiento fuerte para construirla”, reprocharon.

Mas asegura que Cataluña se encuentra ahora en una batalla de supervivencia