La violencia de género, en primera persona

|

En un año de especial crueldad, en el que han muerto decenas de mujeres asesinadas por sus parejas, el Concello de Ferrol ha querido tener un reconocimiento especial para quienes sufren esta situación y para quienes pelean para salir de ella y lograr su independencia. La Insignia se personaliza en una víctima de violencia (M.J.G.M.), acompañada por dos mujeres que participan con ella en el grupo Conversas, un espacio de reflexión y visión crítica de las influencias sociales en el Centro de Información á Muller. M.J.G. agradeció la “solidariedade manifestada polo Concello de Ferrol, que implica recoñecemento e comprensión” en situación que son “complexas e difíciles”. Reclamó medidas desde los poderes públicos para luchar contra “un problema social, sanitario e universal” con “causas e consecuencias que afectan ó conxunto da sociedade”, con “raíces moi profundas na nosa cultura” y que además está oculto “porque só coñecemos un mínimo de mulleres que a padecen”. En ese sentido, habló de “mulleres que morren a mans de quen dicían que as amaban” pero de otras “que morren sen estar enterradas”. “Non nos temos por que sentir culpables”, añadió.

La violencia de género, en primera persona