Ningún equipo es capaz de mantener el fuerte ritmo que impone el Racing

Racing Club Ferrol-Club Polideportivo Cacereño 12ª jornada, Segunda División B, grupo 1, de fútbol A Malata Jorge Meis (8-11-2015) TEXTO: Héber Pena conduce la pelota ante la presencia de dos rivales
|

 

Si al entrenador del Racing le preguntase lo que quería para la jornada del fin de semana, seguramente dibujaría un guion muy parecido al que se produjo, con la victoria de su formación ante el Cacereño y las derrotas del Guijuelo y del Logroñés, lo que los aleja hasta los ocho puntos. Ahora el segundo clasificado es la Cultural Leonesa, a siete puntos del cuadro verde.
Sin embargo, Tena mantiene el mismo discurso que en anteriores jornadas y destaca que “les comenté a los jugadores que lo único importante es que nosotros seamos capaces de ir ganando cada jornada para que no nos preocupe lo que hagan los demás y tengan que ser ellos los que se preocupen de nosotros”.
En la plantilla parecen tener claro lo que les dice su entrenador y solo piensan en centrase en cada semana y una vez pasado el enfrentamiento ante el Cácereño, ya piensan en la visita al Tudelano. Los futbolistas quieren demostrar que son el mejor equipo del grupo y aspiran a ser la primera formación que consigue la victoria en el feudo navarro. De cara a esa cita, el cuerpo técnico espera poder contar con alguno de los tres futbolistas que se quedaron fuera de la convocatoria ante la escuadra extremeña. De ellos, Vela parece que no tendrá ningún problema, ya que ayer se entrenó con normalidad, mientras que en los casos de Catalá y de Nano se espera que lo hagan mañana, con lo que también podrían estar preparados para la cita. La pasada jornada también quedó claro que el Racing de Santander sigue sin dar el nivel que se esperaba de una plantilla de su potencial, por lo que parece complicado que pueda ser capaz de recortar la desventaja que tien con respecto al cuadro verde.
Mientras tanto, la afición racinguista sigue muy ilusionada y ya empieza a soñar con retornar la próxima campaña a la Segunda División.

Ningún equipo es capaz de mantener el fuerte ritmo que impone el Racing