Patronal y sindicatos ratifican los acuerdos de la industria auxiliar

|

Los acuerdos actualizados de 2001, que regulan las condiciones laborales de los trabajadores de la Industria Auxiliar, fueron finalmente ratificados durante la mañana de ayer por los representantes sindicales y de la nueva patronal de este sector, poniendo de este modo un punto y final a una de las reivindicaciones más longevas del naval ferrolano.

La conclusión de años de demandas de equiparación de las condiciones de quienes no formaban parte de la Principal –que tras el sistemático incumplimiento de las mismas durante la crisis económica alcanzaron su cenit con la huelga de octubre de 2017 y las protestas contra la patronal Sidero en noviembre del año siguiente– tuvo lugar pasadas las 11.30 horas en la facultad de Ciencias do Traballo de la ciudad naval.

El encuentro contó con la mediación de la presidenta del Consello Galego de Relacións Laborais, Verónica Martínez Barbero, que dirigió los últimos compases del requisito definitivo impuesto por la patronal Sidero de A Coruña –formalizar una entidad empresarial que negociase estos acuerdos con la parte social– para que el pacto pasase de ser una disposición transitoria –y por tanto caduca– a una adicional.

Blindando los acuerdos
La importancia de la incorporación de estos acuerdos al convenio provincial de los trabajadores del metal de A Coruña cumple una doble función: por la parte social blinda las condiciones laborales de los empleados de la Industria Auxiliar, eliminando la incertidumbre de las fluctuaciones del mercado; por la empresarial, establece una base que evita las prácticas de competencia desleal a la hora de optar a contratos por parte de compañías foráneas.

Tal y como señaló Vicente Vidal, secretario comarcal de CIG Industria, “ese medo que tiñamos por esa coletilla que quedaba, esa data de caducidade, hoxe se elimina e queda coa ultraactividade do convenio”. Del mismo modo, el secretario general de la Federación de Industria de CCOO, Víctor Ledo, indicó que “pensamos que é fundamental [que se crease la patronal] para defender o sector naval na nosa comarca, que ademais está moi vulnerable”.

Por la parte patronal, el portavoz de la recién creada entidad –Asociación de empresas do sector naval público da Ría de Ferrol–, Jorge Silveira, señaló que “después de un año duro de negociaciones hemos llegado a un acuerdo; para los empresarios siempre es difícil decir que es un acuerdo bueno porque al final se trata de una subida salarial a los trabajadores; y ahí es donde entra la preocupación porque tenemos que pelear para que no falte la carga de trabajo”.

Por último, el sindicato CIG anunció la celebración de un concierto para conmemorar este acuerdo el próximo sábado 30 de marzo. La entidad adelantó que participarían en horario de tarde las agrupaciones locales Os Carecos, BÖJ y la banda tributo Riff Raff.

Noruega da comienzo a la operación de rescate de la fragata hundida “Helge Ingstad”

El gobierno noruego dio ayer luz verde al inicio de la recuperación de la fragata “Helge Ingstad”, paralizado desde hace meses a causa del mal clima. La operación, en la que participan más de 300 pesonas, podría, no obstante, ser retrasada nuevamente en caso de que el tiempo empeorase, una situación que el responsable de la operación, Anders Penna, ha considerado poco posible pero que, debido al oleaje registrado durante los últimos días, no se descarta.

Tal y como señaló Penna, se trata de un procedimiento “único” y “monstruosamente complejo” que ninguno de los especialistas del país escandinavo ha tenido que enfrentar antes. “Estamos escribiendo nuestro propio manual de instrucciones mientras lo hacemos”, señala el encargado de la operación, “pero por fin tenemos la ventana de oportunidad que necesitábamos”. Cabe destacar que el propio Penna señaló días atrás que, al menos de momento, este era el único plan que barajaba el Ministerio de Defensa, por lo que no contemplan un resultado fallido.

La operación consiste en el reflotamiento de la nave hundida por medio de tres buques de carga con grúas situados en paralelo a la fragata. Estos deberán izar la “Helge Ingstad” de manera coordinada y simétrica, para luego transportarla a la base naval de Hakonsvern. La parte más crítica, indicó Penna, será sacar la nave a la superficie, pues se encuentra totalmente inundada.

Patronal y sindicatos ratifican los acuerdos de la industria auxiliar