Otro frenazo para O Parrulo

La escuadra murciana aprovechó para ejercitarse en la cancha del pabellón de A Malata / Daniel Alexandre
|

Por tercera vez en lo que va de campeonato, el Covid-19 se cruza en el camino de O Parrulo Ferrol. Un positivo en su plantilla motivó el aplazamiento del partido de la sexta jornada liguera que ayer lo iba a enfrentar en A Malata a ElPozo Murcia Costa Cálida –encuentro que ya no se había podido disputar en el mes de octubre por tres casos en el grupo de la ciudad naval–. El protagonista está aislado, y en buen estado de salud, en su domicilio, igual que el resto de la plantilla, que tendrá que pasar de nuevo un período de cuarentena antes de regresar a la actividad

A pesar de que los test de antígenos que el pasado lunes se le realizaron al plantel de O Parrulo Ferrol se saldaron con pleno de negativos, y tras consultarlo con la Xunta de Galicia, todos los integrantes del equipo se sometieron ayer a pruebas PCR para confirmar este resultado. La sospecha venía de los dos positivos que el Jaén Paraíso Interior había notificado el pasado sábado, antes de jugar contra el equipo de la ciudad naval –aunque explicando que estos no habían tenido contacto con el resto de sus compañeros–, pero que el lunes se habían convertido en media docena de casos.

 

Clave

Una vez conocido el resultado de las pruebas, el club dio cuenta del mismo a la Xunta de Galicia, a la Real Federación Española de Fútbol y a la Liga Nacional de Fútbol Sala. Así, con ElPozo Murcia Costa Cálida y el equipo arbitral que iba a dirigir el partido ya en el pabellón de A Malata, la RFEF notificó a las 17.30 horas la suspensión del encuentro, que se disputará en una fecha que todavía está por conocer.

Este positivo y los diez días de aislamiento que a ello obliga no solo motivó el aplazamiento del partido de ayer, sino que lo hará con los que debía jugar el domingo frente al Viña Albali Valdepeñas, el que el miércoles de la semana que viene tenía que recuperar de la decimoquinta jornada ante el Jimbee Cartagena –que ya había solicitado el aplazamiento del encuentro al tener más de una docena de positivos en sus filas– y el que disputaría el sábado 23 de enero en la cancha del Emotion Zaragoza, primero de la segunda vuelta del campeonato liguero de Primera.

De esta manera, O Parrulo Ferrol permanece en la última posición de la máxima categoría nacional, a siete puntos tanto de la zona de permanencia como del puesto que obliga a ganar una eliminatoria para mantenerse en ella. La escuadra de la ciudad naval espera que, una vez regrese a la actividad, la distancia con las plazas en las que quiere terminar el campeonato liguero no se eleve demasiado para, así, hacer frente a la segunda vuelta de la competición con más posibilidades de acabar consiguiendo la salvación.

Otro frenazo para O Parrulo