El Racing infantil rescató un punto en el tiempo de prolongación del derbi

Ninguno de los dos equipos fue capaz de jugar con precisión en el centro del campo | jorge meis
|

Un tanto del racinguista Noel cuando el tiempo reglamentario se había cumplido hizo que el derbi comarcal de la Liga Gallega Infantil, entre Galicia de Caranza y Racing, terminase en tablas (1-1). Fue el resultado de un partido no demasiado brillante, con más errores que juego, pero en el que el cuadro local dominó la primera parte y se puso por delante después de que Rulo remachase al fondo de las mallas una pelota suelta tras una acción a balón parado.
El desarrollo del encuentro no cambió demasiado durante la segunda mitad, en la que las ocasiones brillaron por su ausencia. De hecho, solo en los minutos finales el cuadro verde embotelló al Galicia de Caranza en su área a través del juego directo y, cuando parecía que la victoria se iba a quedar en casa, una pelota suelta propició el tanto del conjunto visitante.
Este resultado deja al Galicia de Caranza en la décima posición y al Racing en la decimotercera, a uno y cuatro puntos, respectivamente, de la octava plaza, que evita la lucha por el descenso y da paso a un grupo que lucha por clasificarse para la Copa al final de la competición.

Además
En las otras competiciones con presencia local hubo más resultados negativos que positivos. En la Liga Nacional Juvenil el Racing perdió ante el Ural por 0-2 y se queda, en la sexta posición, a siete punto de la última de ascenso a División de Honor –que precisamente ocupa su verdugo–. Mientras, en la Liga Gallega de este grupo de edad, el Galicia de Caranza sumó un punto en su visita al Dumbría el empatar a un gol, lo que le permite mantenerse en la cuarta posición, a tres puntos del primer clasificado, el EF Lalín. Peor le fueron las cosas a O Val, que perdió en su visita al Conxo B por un claro 4-2, el rival con el que estaba empatado a puntos y que ahora lo deja en solitario en la penúltima posición de la tabla clasificatoria.


En cuanto a la categoría cadete, el único representante local en la División de Honor, el Racing, también saldó con derrota su partido ante el Ural –igual que el conjunto juvenil–, pero en este caso por un marcador de 1-2. Este resultado le hace caer hasta la duodécima posición.
Las únicas alegrías del pasado fin de semana las dieron los representantes de la Liga Gallega de esta categoría. El Galicia de Caranza B se impuso por 1-2 en el feudo del Bertamiráns B en un partido en el que todos los goles llegaron en la primera parte. El filial del Racing, por su parte, venció en el campo del Conxo por 1-3, un encuentro que ya dejó encarrilado en la primera parte. Ambos equipos se mantienen de esta manera en la zona media de la tabla clasificatoria, el Racing B en la décima plaza y el Galicia de Caranza en la duodécima.

El Racing infantil rescató un punto en el tiempo de prolongación del derbi