CABANAS-“Lo más importante es que el plan delimita 58 núcleos rurales que ahora no lo están”

El alcalde de Cabanas, el popular Germán Castrillón
|

La elaboración de un Plan General de Ordenación Municipal suele suscitar desencuentros entre los vecinos y la administración. El Concello de Cabanas tampoco puede quedar excluido de esta generalización y así también lo entiende el regidor municipal, el popular Germán Castrillón, que valora principalmente el papel que juegan los planes de urbanismo para ordenar y planificar el futuro de las administraciones locales.

¿Cuántas alegaciones se han presentado al PGOM cuya exposición pública acabó el pasado lunes? ¿Le ha sorprendido el número de reclamaciones o esperaba alguna más?
En total se han presentado más de 700 alegaciones. Lo cierto es que no nos ha parecido excesivo el número que se presentó. Antes de iniciar el plazo de exposición el equipo redactor, que ya tenía experiencia de otros planes en concellos de similares características al nuestro, nos habían hecho una previsión del número de alegaciones que se podían presentar y que ha resultado bastante acertada. En el Concello de Cabanas además hay un gran número de población que no reside habitualmente pero que sí tiene propiedades en el mismo, lo que también hay que tener en cuenta para el número final de alegaciones.

¿Qué destacaría del primer plan de urbanismo que va a tener el municipio?
Lo más importante será que con este nuevo plan lograremos ordenar el territorio y disponer de una herramienta que dé seguridad tanto a los técnicos municipales como al propio concello. Gracias al PGOM, el propio vecino sabrá claramente y sin ambigüedades qué es lo que puede y no puede llevar a cabo en sus propiedades. Hay que tener en cuenta los graves problemas que ha habido en el tema del urbanismo, sin ir más lejos la sentencia que nos obliga a demoler parte del edificio O Penso. También que desde el año 1988, del que son las Normas Subsidiarias por las que actualmente nos regimos, la legislación en el tema del suelo ha sufrido notables modificaciones que hacían necesario adaptarse a la nueva legislación.

¿Qué expectativas existen con respecto al desarrollo del Plan?
Esperamos que este nuevo plan sirva para la ordenación y el desarrollo del concello a largo plazo. Hay que tener en cuenta en todo momento que se trata de una ordenación del territorio municipal, que sirve para clarificar y tener una seguridad a la hora de afrontar futuros proyectos.

¿Cree que se han malinterpretado algunas de las cuestiones recogidas en el proyecto?
Sobre todo creo que por parte de determinados sectores no ha habido interés realmente en profundizar en el PGOM. Ha habido cierto revuelo acerca de viviendas que supuestamente quedarían fuera de ordenación, pero que si se revisa bien el plan se ve que esto no es cierto, ya que toda construcción que contara con licencia municipal nunca quedará fuera de ordenación. Lo mismo sucede con el tema del suelo urbanizable o el ancho de los viales. En las Normas Subsidiarias de 1988 ya había previsto el mismo espacio urbanizable pero ahora nosotros con el plan lo ordenaremos. En lo referente a los viales, según las Normas, estos tendrían todos un ancho mínimo de 8 metros en núcleo rural y urbano y con el nuevo plan los habrá de 4, 6 y 8 metros. Asímismo,  en el plan se recogen varias actuaciones con las que se pretende mejorar el entorno y su accesibilidad. No dejan de ser propuestas y para eso ha estado a exposición pública, con la idea de que todos, en un marco de corrección, puedan opinar al respecto sobre estas medidas. Ahora que se han recogido las alegaciones. Éstas se estudiarán para adaptar, en la medida de lo posible y dentro de la legalidad, el PGOM y conseguir un plan que sea respetuoso con la opinión y el sentir de todos.

¿Cuáles son las actuaciones más importantes recogidas en la planimetría? ¿En qué zona se proyecta la construcción de las viviendas sociales?
Lo más importante que se va a conseguir con la planimetría es la delimitación de 58 núcleos rurales que a día de hoy no estaban definidos como tales. La construcción de las viviendas sociales está previsto llevarla a cabo en la zona urbanizable que hay entre la vía del tren y la N-651. Esta zona ya estaba calificada como urbanizable por las Normas Subsidiarias de 1988, pero con este plan se ordenará de una forma más detallada. A parte de estas viviendas sociales también se está trabajando con la posibilidad de que los afectados por la demolición de parte del edificio O Penso sean reubicados en esta zona.

¿Existe algún tratamiento especial para garantizar la conservación de la playa y el pinar de A Magdalena?
La playa y el pinar ya están a día de hoy protegidos por toda una legislación medioambiental a nivel tanto autonómico como nacional. Este nuevo plan en ningún momento va a ir en contra de esta legislación, sino que será respetuoso con un entorno tan importante para el municipio como ese. Pero lo mismo sucede con otros lugares como puede ser la Playa de Chamoso o las Fragas do Eume.

¿Se contempla en el PGOM la creación de suelo industrial?
Sí, dentro del plan está incluida la previsión de la ampliación del Polígono de Vilar do Colo. Pero una vez más estamos hablando de previsiones a largo plazo, lo que no quiere decir que una vez aprobado el PGOM nos pongamos a crear suelo industrial. Simplemente prever esta posibilidad para que en un futuro, cuando exista necesidad, podamos llevar a cabo la ampliación. De lo que se trata es de clasificar el suelo del concello para que en un futuro sea más sencillo realizar actuaciones de este tipo.

CABANAS-“Lo más importante es que el plan delimita 58 núcleos rurales que ahora no lo están”