Hosteleros y autónomos claman que no pueden hacer frente a pagos si no están trabajando

El colectivo recorrió la calle Real desde la plaza de España | d.alexandre
|

Hosteleros y autónomos de Ferrol y comarca, agrupados en HAF recorrieron ayer el centro de la ciudad desde la plaza de España a Armas, para dirigirse posteriormente a las instalaciones de la Cocina Económica, donde valoraron la labor que están llevando a cabo durante la pandemia desde esta institución, al tiempo que de forma simbólica representaron las necesidades del colectivo, indicando que cualquiera podría verse abocado a hacer uso de este tipo de ayudas.


Los hosteleros cambiaron su horario habitual de concentraciones de los miércoles para la mañana, debido a que ahora se encuentran cerrados al público con la nuevas restricciones.


Una de las representantes del colectivo, Azucena Rico, aseguró que “están a aforcar aos hostaleiros e hostaleiras e o que van a conseguir é que a maior parte deles teñan que pechar os seus negocios”. Otros, como Serxio Perille, dio cuenta de su situación asegurando que se encuentra “en risco de exclusión social e en risco de extrema pobreza por culpa das administracións do Concello, da Xunta e do Estado”.


Las ayudas, como reconocieron la mayoría de ellos, no son suficientes y los requisitos –obligatoriedad de mantener abierto determinado tiempo el local o no contar con otro salario– impiden que algunos puedan presentar las solicitudes.


Con pancartas con lemas como “Si no trabajo cómo pago” dejan claro que no pueden hacer frente a gastos fijos como alquileres, tasas o facturas que, tengan abierto o no el local, les llegan cada mes.


La cacerolada terminó en la Cocina Económica, donde quisieron dejar claro que no se trataba de una falta de respeto a la institución, sino de valorar el trabajo que llevan a cabo ante la necesidad que hay en la ciudad y a la que todos se pueden ver abocados hoy por hoy. 


Importe mínimo de la tasa de agua y basura para los negocios sin actividad por la pandemia

Los negocios que no han podido desarrollar su actividad como consecuencia de las medidas restrictivas establecidas por la pandemia, desde el 27 de enero al 17 de febrero, pagarán la cuantía mínima en el recibo del agua y de la recogida de basura, correspondiente a la tarifa de “sin actividad”.


Así lo determinó el ejecutivo local a través de un decreto firmado el pasado martes por el alcalde, Ángel Mato.


Para solicitar este cambio de tarifa, los afectados dispondrán de un plazo que se abrirá el próximo lunes, que se prolongará hasta el día 19. Deberán formalizar esta solicitud en la sede de la empresa de aguas Emafesa (plaza de ña Ilustración, 5, baixo), presencialmente o bien por medios telemáticos (a través da dirección de correo electrónico info@emafesa.com, los números de teléfono 981 369 012 e 981 369 015 o bien el fax 981 300 148), acreditando mediante el epígrafe el IAE y otros documentos que avalen el cierre de los locales.


El Concello de Ferrol ha articulado ya esta medida en otras dos ocasiones desde el inicio de la pandemia de la Covid-19, para hacer frente a las pérdidas que se han producido en la mayoría de los establecimientos de la ciudad, por los cierres obligados en distintos períodos. En la primera convocatoria se acogieron a esta posibilidad un total de 823 establecimientos de la ciudad, que ahorraron un total de 122.764,87 euros en la factura bimestral, con una media próxima a los 150 euros por negocio.

Hosteleros y autónomos claman que no pueden hacer frente a pagos si no están trabajando