El Primero de Mayo centra sus reivindicaciones en la recuperación de las pensiones y los salarios

La marcha conjunta de CCOO y UGT congregó a cerca de un millar de personas desde Portanova hasta la plaza de Galicia | meis
|

El Primero de Mayo volvió a dejar en Ferrol una estampa que ya se está convirtiendo en tradicional, con dos movilizaciones que transcurrieron de forma paralela por las calles del centro para terminar una –la de CCOO y UGT– en la plaza de Galicia, frente al Jofre, y otra –la de la CIG– en la plaza Vella del barrio portuario.

Este Primero de Mayo, con.una afluencia algo menor a la de otros años, con algo menos de 2.000 participantes, los manifiestos volvieron a exigir la derogación de las reformas laborales de los últimos años e incidieron en la preocupante precarización del empleo que se genera.

“Non hai mellora económica para nós, para as clases traballadoras. As políticas do Partido Popular favorecen a rentabilidade das empresas a costa de rebaixar os salarios e empeorar as condicións laborais”, señaló la responsable comarcal de CCOO, Auri Vázquez, quien apuntó a la necesidad de revalorizar las pensiones ante el encarecimiento de la vida. Una exigencia en la que abundó José Antonio Díaz, secretario comarcal de UGT en Ferrol, quien recordó que en muchos casos son la única fuente de ingresos familiares.

Además, ambas centrales sindicales solicitaron que se establezca una prestación de ingresos mínimos “que ya está aprobada en el parlamento, pero que todavía no está en marcha”, recordó el responsable de UGT. Díaz señaló que es el momento de “dejar de hablar de cantidad de empleo y empezar a hablar de la calidad” “Basta ya de contratos basura, de contratos de días y de horas”, apuntó.

A este respecto, el sindicalista recordó el notable aumento del paro en las comarcas de Ferrolterra desde diciembre de 2016. “Pasamos de poco más de 12.500 a más de 15.000 y la afiliación a la Seguridad Social bajó de 69.000 a 59.100 afiliados”, precisó.

Plan Industrial
Auri Vázquez aprovechó para recordar, en la línea del comunicado emitido esta semana por la sección nacional de Industria de CCOO, que es el momento de que la SEPI haga realidad sus promesas sobre un plan industrial para los astilleros públicos de Navatia.

“Ademáis das promesas de esas cargas de traballo que nunca dan chegado, seguimos esperando por ese plan industrial que nos devolva a esperanza de ver a mozos e mozas da comarca entrar pola porta dos asteleiros todos os días e ver a esta cidade rexurdir das cinzas en que nos convirteu o abandono”. Una urbe, dijo, que necesita de unas infraestructuras “de este século que vertebren as comarcas e nos comunique con outras cidades do noso entorno”.
En su manifiesto, el responsable comarcal de la CIG, Manel Grandal, también aludió a la necesidad “da bisbarra de contar cunhas vías de comunicacións axeitadas”. Por ello, criticó la falta de fondos destinados desde el gobierno central para la recuperación de la comarca, especialmente en los últimos Presupuestos Generales.

“Nós vimos reclamando históricamente unha discriminación positiva coa comarca, sobre todo nos orzamentos do Estado, que son os que poden influir e revertir a situación que estamos a padecer”. Para Grandal, las últimas cuentas presentadas reflejan “una vez máis a marxinación que ven a sufrir Ferrolterra. Dos 82 millóns que se invertiron no 2016 pasamos a 30 millóns, un 60% menos”, recordó.

Además, criticó que estas inversiones no estén dirigidas a ningún sector productivo de la comarca. A este respecto criticó la falta de inversiones realizadas en el marco del Plan Ferrol y cuestionó qué se hace con todas estas partidas que no se asignan a ningún proyecto empresarial. “A dónde foron todos eses cartos?”, se preguntó el responsable de la CIG.

El Primero de Mayo centra sus reivindicaciones en la recuperación de las pensiones y los salarios