Buena sintonía para renovar

Racing entrenemiento
|

Racing y José Manuel Aira están en buena sintonía para prolongar su vínculo la próxima temporada. Así lo demostraron durante la reunión que el presidente del club ferrolano, Isidro Silveira, y el técnico berciano mantuvieron en las últimas horas. Fue una primera toma de contacto para expresar, cara a cara, sus ideas de cara a la campaña siguiente. La próxima semana, cuando el consejero delegado de la entidad, Chino Silveira, regrese del viaje de trabajo en el que está, será el momento de hablar de otros temas para concretar en un contrato estas buenas intenciones.
Unos días después de que el Racing fuese apeado de la fase de ascenso a Segunda por el Nàstic, Silveira y Aira aprovecharon su encuentro para analizar lo que a ambos le había parecido la temporada. La reunión, además, sirvió para que el entrenador conociese las intenciones deportivas del club ferrolano con vistas a la próxima campaña. Esto, sin embargo, no quiere decir que la continuidad de Aira esté más próxima. “Yo siempre me he sentido cerca de este club. Pero quiero tener claro en qué condiciones estaríamos y a lo que vamos a aspirar”, explica el preparador.

ambición
Por ejemplo, Aira advierte de que si continúa en el Racing será para dar un paso adelante. “En las últimas temporadas lo hemos hecho y es el camino, porque conformarnos con lo que logramos sería, según mi entender, malo”, explica. El preparador, de hecho, reconoce que “el club puede tener esa capacidad pero, para eso, se necesitan algunas cosas y así se lo hecho ver al presidente”.
El preparador cree tener “bastante claro” en qué se puede mejorar. Uno de esos aspectos sería el que se refiere a las condiciones de entrenamiento. Por ejemplo, en caso de continuar, es probable que la plantilla racinguista pasase a ejercitarse por las mañanas en vez de por las tardes. Esa sería, además, una manera de aliviar los problemas que encontró esta campaña para encontrar un lugar de trabajo por culpa de las lluvias, que lo obligaron a desplazarse a veces a Aneiros.
Además, en relación al equipo, y aunque Aira sigue teniendo predilección por grupos relativamente cortos, no quiere que lo sea tanto como esta campaña, en la que solo hubo quince jugadores de campo. Además, los jóvenes tendrán la oportunidad de seguir ejercitándose con la primera plantilla y, en caso de que su presencia sea necesaria, echar una mano al primer equipo. En este sentido, además, Aira tiene interés en que los futbolistas de categoría juvenil pudiesen jugar en el filial, en Preferente, para ir habituándose a la competición contra rivales más fuertes.
Serán todos estos aspectos los que el preparador tenga que seguir hablando durante los próximos días con los responsables de la entidad para intentar llegar a un acuerdo para continuar. Será a partir de ahí cuando se empiece a perfilar la plantilla con la que el cuadro verde va a competir de nuevo en Segunda B. n

Buena sintonía para renovar