Los mariscadores tampoco podrán hoy enviar almeja a las bateas

Batea almeja zona san carlos
|

Los mariscadores de las cofradías de Ferrol y Barallobre no podrán hoy tampoco extraer almeja de la zona C del banco de As Pías para reinstalarla en las bateas de Punta San Carlos. El motivo es el mismo que desde el pasado 12 de octubre: la persistencia del episodio tóxico de lipofílicas que mantiene en jaque a una parte importante de las zonas de producción y polígonos de bateas de las rías gallegas.
El caso de la ría de Ferrol es diferente al resto. Así, la prohibición cautelar decretada por el Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Mariño –Intecmar– no afecta a la totalidad de las autorizaciones, sino al banco de As Pías y a la zona de reinstalación. Cabe recordar que desde que se procedió a la suspensión de esa zona el pasado 12 de octubre, la Consellería do Medio Rural e do Mar sí autorizó la salida del marisco que se encontraba depositado en la batea para su depuración natural. De hecho, el pasado 17 de octubre, el Intecmar permitió la salida de más de 3.500 kilos de almeja babosa para centros de depuración. Simultáneamente, impidió la entrada de más bivalvos.
Este cierre ha llevado a los mariscadores de ambos pósitos a faenar en las zonas libres, es decir, aquellas que tienen una clasificación microbiológica B. Esto significa que el marisco que se extrae de ellas no tiene que reinstalarse en aguas limpias (tipo A), sino que puede completar su proceso de limpieza en depuradoras.

zamburiña sí
La prohibición de extracción en la ría de Ferrol afecta exclusivamente a moluscos infaunales como la almeja o el berberecho, pero no a epifaunales como la  vieira o la zamburiña. La diferencia entre ambas especies es que la primera vive en el sedimento, mientras que la segunda lo hace sobre él.
Así, la semana pasada, a petición de los propios pósitos, el Intecmar decidió levantar el cierre para la zamburiña y la volandeira. La segunda no lo es mucho, pero la primera de las especies sí está siendo trabajada con cierta regularidad por un reducido grupo de socios de los pósitos de Ferrol y Barallobre. En ese sentido, cabe recordar la iniciativa de Jaime Gabarri y la empresa Conservas La Jira (Cariño) de enlatar zamburiña de la ría en salsa de vieira, un proyecto pionero en Galicia –es la única zamburiña gallega que se vende en conserva– que ha permitido colocar el producto en pequeños establecimientos del centro de Ferrol, con buenos resultados hasta el momento.

Los mariscadores tampoco podrán hoy enviar almeja a las bateas