La peatonalización de la calle Real “no es discutible” pese a las críticas

ateneo asamblea comerciantes con alcalde y edila peatonalización calle real
|

Más de doscientas personas abarrotaron el Ateneo Ferrolán en lo que se anunciaba como una asamblea de la asociación de comerciantes del centro. La reciente prohibición de aparcar entre once de la noche y once de la mañana en la calle Real y la presencia del alcalde, Jorge Suárez, y la edil de Urbanismo, María Fernández, propició una masiva asistencia y un acalorado debate, tras la exposición de las posturas de ambas partes.
El Concello fue claro: “la peatonalización no es discutible y lo que existía hasta ahora era un privilegio de aparcamiento para unas cuantas manzanas de la calle”, aseguró la responsable de Urbanismo. Pese a que la medida está tomada, los maceteros colocados y no habrá vuelta atrás, los responsables municipales aseguraron también que la peatonalización no continuará en otros viales sin diálogo con los comerciantes, hosteleros y ciudadanos en general, alegando que “la ca- lle Real ya era peatonal”. Medidas como zona verde –residentes– y azul –aparcamiento por horas–, mejora del transporte o descuentos en los bonos de los estacionamientos subterráneos  serán medidas paralelas para evitar repercusiones en el comercio local.

totalitarismo
Todo esto no convenció a los asistentes ni tampoco a ACOF que criticó la falta de diálogo y que no se haya esperado a que concluyesen obras como las de la calle María, que restan todavía más aparcamientos.
Pero fue a título individual cuando los ánimos se caldearon más. Algunos comerciantes de estos tramos de la calle Real aseguran que desde el lunes ya está desierta la calle por las mañanas y uno incluso llegó a decir que en 50 años no había visto una situación como esta.
Frente al “alarmismo esaxerado” del que habló Jorge Suárez, surgió más de una intervención dura dirigida directamente contra la concejala o el alcalde.
La medida está tomada y ninguna de las partes parece dispuesta a cambiar de parecer, no solo en esta actuación sino en la peatonalización en general, por lo que la polémica está servida y continuará ante futuras medidas tendentes a dar prioridad al peatón frente al automóvil.
Desde las filas del PP no se ha obviado el tema y su portavoz, Martina Aneiros, criticó ayer la “mal llamada peatonalización” que no es más, señaló, que “una prohibición de circular, sin medidas alternativas”. La falta de información y de comunicación con ciudadanos y comerciantes ha llevado al grupo popular a hablar de  “actitud dictatorial y totalitarismo del gobierno”.
En este sentido se criticó que el ejecutivo actúe “como adalid de la participación ciudadana” cuando “no es capaz de escuchar a los vecinos ni a  los comerciantes”. Para el PP se actúa con improvisación, sin ningún cronograma y vía decretazo sin que se cumpla el plan de movilidad.

La peatonalización de la calle Real “no es discutible” pese a las críticas