La Copa se quedó en casa

|

Con la lección bien aprendida tras sufrir lo indecible para llevarse la victoria en el partido que los había medido apenas cuarenta y ocho horas antes, el Star Center Uni Ferrol dejó madurar al Celta Zorka lo necesario para, sin grandes complicaciones, imponer su calidad y mayor acierto y lograr así proclamarse campeón de la Copa Galicia.


El quinto título consecutivo en esta competición para las ferrolanas llegó ante su afición en su regreso al pabellón de Esteiro tras su magnífica pasada temporada. Un duelo que departamentales y olívicas comenzaron frías y con muchos errores, en lo que fue la tónica general del partido con el que ambos cerraban la pretemporada. A los dos equipos se les notó la acumulación de encuentros en la última semana, pero también que su margen de mejora es todavía amplio.


El Celta abrió el marcador con un triple en lo que supuso prácticamente su única ventaja del partido pues, poco a poco, y a pesar de su limitado acierto en algunas fases de la contienda, el Star Center Uni Ferrol tomó las riendas del marcador.


El 14-7 con el que concluyó el primer cuarto deja patente las dificultades para encarar el aro de ambos equipos. Dos triples de Vanderwall y Scott en el arranque del segundo parcial ampliaron la renta del conjunto de Lino López al que, sin embargo, le faltó precisión para romper el partido de forma definitiva. Las jugadores departamentales generaron buenas acciones ofensivas, liberaron tiros fáciles, pero salvo Scott y Vanderwall, no vieron aro desde el perímetro con facilidad.


De hecho, en el momento que mejoró mínimamente en ese aspecto, llegó el despegue definitivo en una segunda parte en la que ya no hubo color. Las de Lino López llegaron a contar con una máxima renta de 25 puntos que supieron administrar, al igual que los minutos que el técnico trató de repartir dando entrada a jugadoras menos habituales como las canteranas Dana Villar, Paula García y Carmen Fernández.


Triunfo por KO técncio para un Star Center que no está, ni mucho menos, al cien por cien, pero que sí se encuentra en el buen camino para acercarse al debut liguero del próximo domingo ante el Mann Filter. Un duelo para el que ya podrá contar con Patri Cabrera y, probablemente, con la estadounidense Alexis Prince.

La Copa se quedó en casa