Perlío y Maniños, un derbi para disfrutar entre vecinos

imagen del partido de la primera vuelta entre perlío y cultural maniños daniel alexandre
|

El derbi fenés que Perlío y Cultural Maniños ponen en escena mañana –16.00 horas– en Os Pinares resulta uno de los partidos más atractivos de la primera jornada de la segunda vuelta de una competición en la que, precisamente, las dos escuadras de Fene son de las pocas de la comarca que no encaran este tramo del campeonato con urgencia clasificatoria. Sin resultar muy holgada, ambos ven los puestos de descenso a la distancia suficiente como para centrarse en seguir trabajando y sumando puntos en compromisos claves como el que los enfrenta. Así, ambos esperan zanjar la mala racha que presidió sus últimos enfrentamientos del pasado año, especialmente aguda en el caso de un Maniños que solo sumó tres de los últimos quince puntos en juego.

Eume y Mandiá se verán las caras con los colíderes del grupo

También a la misma hora se disputarán otros tres encuentros con equipos de la comarca implicados. El Eume Deportivo, asimismo en la zona templada de la clasificación, afronta una complicada visita al líder, el San Tirso, un equipo del que ya experimentó su potencial ofensivo en la primera vuelta, en la que encajó seis tantos, y que se mantiene invicto desde hace casi tres meses. Los eumeses también han estado finos en las últimas contiendas y aspiran, al menos, a ponerlos en aprietos.

El Meirás y el Vizoño rivalizarán en Prados Vellos por encontrar una posición todavía más tranquila en la clasificación, tal y como están a siete y diez puntos del descenso directo. En cualquier caso, los de Valdoviño tratan de evitar también las posiciones que pueden estar penadas con un “arrastre” a Segunda Autonómica.

Y nada más y nada menos que 31 puntos separan al colista, el Mandiá, del colíder, el Olímpico. Caranza será en esta ocasión el escenario de este, a priori, choque de fuerza desigual.

Media hora después comenzará en O Vedral el duelo entre el Abella y un Cedeira que trata también de reaccionar.

 

Perlío y Maniños, un derbi para disfrutar entre vecinos