Comercio y hostelería acatan los cierres y esperan medidas para paliar la situación

Algunos establecimientos seguirán ofreciendo sus menús solo a domicilio | j. meis
|

El comercio y la hostelería local llevaban concienciándose desde hace días de lo que podía suceder y en la tarde del viernes se confirmó con el cierre de los establecimientos que no son de primera necesidad. El propio viernes muchos de ellos ya pusieron en marcha muchas medidas, no solo de prevención (disponibilidad de geles en los establecimientos y uso de guantes por parte del personal) sino de reducciones horarias o cierres, antes incluso de la prohibición oficial.

Pero si algo ha dejado claro esta situación de alerta es que las redes sociales, los servicios “online” y a domicilio no son el enemigo de un sector como el comercio y la hostelería sino un complemento y, en casos como estos, casi el mejor amigo.

Así, no han sido pocos los comercios que antes del cierre definitivo, optaron ya por limitar el que ellos mismos ofrecían solo a atención a domicilio, echando las persianas al establecimiento El hashtag #yomequedoencasa fue empleado no solo por particulares sino por establecimientos para concienciar a sus clientes y solicitar su apoyo. Ropa, libros y otros muchos servicios continúan ofertándose vía “online”, al menos por el momento.

Desde la Asociación de Hostalería de Ferrolterra se explicó que la comprensión del sector fue “total” y se muestran de acuerdo en tomar la medida de cerrar “cuanto antes, porque es mejor hacerlo 5 o 20 días a que sea más peligroso”, explicó  María Luisa Barro, secretaria de la entidad.

Empleos

Lo que están ahora ansiosos de conocer son las medidas que se tomarán desde el Gobierno para intentar paliar esta situación, ya que hasta el momento solo se les ha hecho llegar una guía de consejos y algunos “rumores” sobre aplazamiento de tributos u otras cuestiones, que deberán hacerse efectivas.

Desde la asociación, también muestran su preocupación por los trabajadores del sector y esperan conocer qué medidas habrá para realizar ERTEs, suspensiones de contratos o contar con ayudas que permitan continuar con el pago de salarios. No se sabrá, seguramente, de forma definitiva hasta el martes o el miércoles, explicaron desde la entidad de hosteleros. La próxima celebración del Día del Padre suponía, además, una importante fecha para el sector hostelero y aunque ya había muchas cancelaciones previamente al decreto del cierre, lo cierto es que algunos locales (por el ejemplo el Club de Campo) atenderán a las reservas previas ofreciendo el servicio de comida para llevar, de modo que puedan disfrutar en sus casas de la fiesta, con las medidas precisas de protección e higiene.

Locales que ya se encontraban en plataformas como Uber o con servicio a domicilio continúan únicamente atendiendo los encargos sin abrir los establecimientos al público a la espera de que mejore la situación.

Comercio y hostelería acatan los cierres y esperan medidas para paliar la situación