domingo 9/8/20

Calzando sin calzador

El Tribunal de Cuentas quiere calzar a Artur Mas

El Tribunal de Cuentas quiere calzar a Artur Mas, en su peculio personal, el importe de urnas y gastos de la consulta del 9–N, de cinco millones de euros. Si es justo, también debería calzar a los políticos que firmaron contratos a gogó, garantizando a las empresas la rentabilidad de explotación de las autopistas radiales de Madrid. 
Un fiasco que nos calzó cinco mil millones de euros a todos, madrileños o no. Al fin y al cabo, la consulta del 9–N, sin garantía contractual de rentabilidad, fue un éxito de crítica y público; y lo otro, un churro de cojones. Dicho esto, paso a otro despilfarro: compra de urnas para el 1-O. 
No asumo que en Cataluña, donde se vota cada dos por tres, se tiren las urnas tras cada votación. La Generalitat debe comprar otras para el 1-O, y les están esperando para calzarles otra ristra de inhabilitaciones. Poco listos y ahorradores, para ser catalanes. Debieron comprar para el 9-N, urnas multiuso para el 1-O.

Comentarios