miércoles 28/10/20

Nuestro amigo holandés

edro Sánchez se apuntó un espectacular éxito al obtener unos fondos de la UE, que nos permitirán salir de la crisis con una economía más productiva y con un menor coste social. En el transcurso de esta tomentosa negociación, afloró en las redes sociales un significativo número de seguidores del holandés Mark Rutte, casi todos con la bandera española en su perfil. El problema de estos “patriotas”, convencidos de que lo que es bueno para el gobierno social-comunista tiene que ser malo para España, es que no pueden decir públicamente que están decepcionados por el desenlace, de manera que el único relato que pueden vender, es que su amigo holandés aceptó la entrega de fondos para que en España se haga lo que mande el PP. No duden que esta astracanada arrasará más allá de los que creen que tenemos a 450.000 políticos profesionales, regalando pagas vitalicias a los que vienen en patera.

Comentarios