• Lunes, 24 de Septiembre de 2018

Guerra de barrios en internet

Hace aproximadamente un mes, una mujer entró en un grupo local de Facebook diciendo que le había salido un trabajo en Ferrol

Vienen curvas

ienen curvas en la economía; el precio del petróleo no bajará, el Brexit

Frente a la mentira, información

En contra de lo que afirma la leyenda urbana, es una absoluta mentira que las ayudas sociales estén acaparadas por los inmigrantes.

Franquismo vergonzante

Todo demócrata debería aceptar con normalidad la eliminación de los símbolos de cualquier dictadura,

Al rincón de pensar

el pasado 22 de abril publiqué un artículo titulado “A por ellos”

Crisis, ¿qué crisis?

Es verdad que hemos pasado de 5.2 millones de desempleados a 3.5, pero se ha disparado la precariedad, sólo 14 de los 19 millones de trabajadores tienen sueldos dignos, y cada año las empresas dejan de abonar 150 millones de horas extraordinarias a los trabajadores. 

Jaque Mate a Bienestar Social

No seré yo quien niegue opciones de crecimiento y mejora a nuestro Campus Universitario, pero la decisión de ceder al vice-rectorado el edificio ocupado por los Servicios Sociales municipales y enviarles a la Casa Solidaria

Ferrol-Narón

Ferrol y Narón forman una conurbación de 150 kms2 y 108.000 habitantes

Ya tienen lo que querían

Imprimió un giro a la izquierda al socialismo ferrolano, se enfrentó a los abusos de algunas empresas contratadas por el concello,

¿Machismo judicial?

Está contaminada de machismo la Justicia? Algo tiene que haber de cierto, porque es la única explicación al vergonzoso veredicto sobre el caso de La Manada

A por ellos

Creo que algunos políticos independentistas catalanes

El precio justo

La empresa de limpieza de Ferrol ha trabajado los últimos treinta y ocho meses sin contrato, a lo que debemos añadir el desinterés municipal

Más pobres y autoritarios

 A finales de 2007, los salarios representaban casi el 50% del PIB y ahora el 46%.

Ferrol me mata

Si aceptamos que hay quienes creen vivir en una ciudad mejor de la que realmente es, también aceptaremos que hay quienes creen vivir en una ciudad peor de la que realmente es.