martes 21.01.2020
La opinión de
Luis del Val
Luis del Val

Feminismo sin aspavientos

Confieso que entré a a ver la película ‘Padre no hay más que uno’ con los prejuicios y recelos de quien el humor de Torrente no es el...

El Colón catalán

El Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona, como su propio nombre NO indica, ha dedicado una exposición en la que aparece Cristóbal...

La vida sin GPS

Un turista italiano condujo el automóvil, siguiendo con estricta obediencia las indicaciones del GPS, y terminó con el coche empotrado...

Banqueros bajo sospecha

Ya había banqueros en Mesopotamia, hace más de cuatro mil años, porque el comercio es inherente a la sociedad. La diferencia teórica...

Decepcionante

El discurso de Pedro Sánchez en el Congreso fue decepcionante. Se podría resumir en dos grandes apartados: la posibilidad de que “las...

Vocaciones tardías

en la última novela de Julián Barnes, “La única historia”, el protagonista cuenta el caso de un compañero de Universidad que, tras estar...

Un buen tío

Tomo prestado el título de un libro de Arcadi Espada, dedicado a Francisco Camps, y que debería ser de lectura obligatoria en las...

Gasolina Marlaska

En España tenemos gasolina con plomo, gasolina sin plomo y gasolina Marlaska, que es la que usa el ministro de Interior para fomentar...

Un trabajador elegante

Hace un par de años, Goyo González –que mantenía una relación permanente y amistosa con Arturo Fernández– me comentó que le había...

Automóviles británicos

En el Reino Unido, cada año, se fabrican un millón y medio de automóviles. De ellos, la mitad, 750.000, son marcas japonesas instaladas...

La cortesía boba

tengo algunos amigos mejicanos y nunca encontré en ellos ninguna preocupación por haber perdido la dignidad. Más aún, todos ellos me...

De día y de noche

De vez en cuando, aparece un comunicado donde se da cuenta de que se ha desmantelado una red de trata de blancas, esas esclavas sexuales...

De perseguidos a intolerantes

Los organizadores del Día del Orgullo Gay en Madrid han vetado a cualquier representación del PP y de Ciudadanos, pero sí...

Borrar a Borrás

una señora llamada Laura ha ido a visitar al rey para decirle que los catalanes no tienen rey. La señora llamada Laura está convencida...

Un yanqui en la corte de los Windsor

Hacia finales del siglo XIX Mar Twain publicó la novela satírica “Yankee Arthur’s Court”, en la que Hank Morgan, técnico de una fábrica...

El pijo malcriado

alo largo de mi ya veterana existencia me he encontrado con toda clase de pijos malcriados. Los he sufrido en la vida académica, donde...

Armas de mujer

De la misma manera que no es anecdótico el asesinato de mujeres a manos de sus parejas, porque son categoría, debido al gran número de...

Futuro mestizo

Hay una vieja película británica que comienza con el posado de la familia real al completo, es decir, los reyes, los descendientes en...

Lenta digestión

Ninguna derrota es dulce y ninguna victoria es amarga, pero la digestión de los resultados va a ser, más que lenta, testudínea, porque...
Destacado

¡Qué raro!

ace un año, un joven de 17 años, se ahorcó. Una falsa acusación de haber violado a una chica le llevó a la depresión. Se retiró la denuncia, pero los juicios paralelos –esa monstruosidad de “si el río suena, agua lleva”– eran difíciles de soportar para este chico inglés, que quería ser historiador y escritor. Su madre, Karim Cheshire, emprendió una cruzada para denunciar la negligencia policial y…
Lo más...