• Miércoles, 15 de Agosto de 2018

La ciencia derrota a la vitamina C

A Andy Bell le gusta pasarse el día entre tubos de ensayo y matraces. En una de sus jornadas de trabajo descubrió un compuesto químico que levantaba el ánimo y otra cosa: Viagra. El tío, que debe de ser un inconformista, no renuncia a los avances científicos. En plena búsqueda de un principio activo para combatir la malaria se ha topado con otro que servirá para curar el catarro. Los productores de naranjas odiarán a Bell, los fabricantes de antibióticos también, pero la patronal de los clubes de carretera lo nombrará presidente de honor. Los adictos a la viagra habituales de sus clubes no fallarán ni un día. No habrá resfriado que los tumbe en la cama.