Viernes 24.05.2019

Varias personas resultan heridas en los enfrentamientos con la Guardia Bolivariana

 

El presidente encargado reaparece en las protestas y llama a un paro en la administración 

 

Juan Guaidó se dirige a los manifestantes durante las protestas de ayer | miguel gutiérrez (efe)
Juan Guaidó se dirige a los manifestantes durante las protestas de ayer | miguel gutiérrez (efe)

Al menos ocho personas sufrieron lesiones en Caracas debido a la violencia suscitada en algunas de las manifestaciones antigubernamentales que se desarrollaron ayer en toda Venezuela, informaron fuentes médicas.


Durante la jornada de ayer se produjeron enfrentamientos en dos puntos de la capital venezolana, que implicaron el uso de gases lacrimógenos y perdigones del lado de la fuerza afín al régimen de Maduro así como de piedras y bombas molotov por parte de algunos manifestantes.

Despliegue de tanquetas
En los alrededores de la base aérea militar La Carlota, donde el martes el líder opositor Juan Guaidó encabezó un efímero levantamiento contra el Gobierno de Nicolás Maduro, manifestantes encapuchados se enfrentaron durante más de tres horas con agentes que recurrieron a sus armas en numerosas ocasiones.


La Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) desplegó de nuevo varias tanquetas en la zona para apoyar su acción disuasiva.


Los encapuchados atacaron la sede la Aviación Militar, a la que también ingresaron, y han devuelto varias de las bombas lacrimógenas que les lanzaron los efectivos oficialistas. 
En otro punto de Caracas también se registró un enfrentamiento entre decenas de manifestantes y funcionarios de la Policía.


Los medios de comunicación locales hablan de quince heridos aproximadamente y difundieron imágenes que dan cuenta de al menos cuatro ciudades en las que se registraron otros enfrentamientos en medio de las manifestaciones convocadas por el antichavismo.

Las manifestaciones callejeras contra el Gobierno ocurren veinticuatro horas después de otra jornada de protestas violentas que acabaron con la muerte de un joven de 24 años y provocaron heridas a, al menos, 80 personas. Además, según datos no oficiales, se detuvo a un centenar de activistas.


De momento no existe un informe global sobre las cifras de heridos, pero la organización Provea señaló que con la muerte de Samuel Enrique Méndez se “eleva a 53 el número de personas fallecidas” en las protestas de este año, debido a que en enero pasado también ocurrieron manifestaciones contra el Gobierno que se tornaron violentas.


“Lamentamos el asesinato del joven Samuel Enrique Méndez, de 24 años, en el estado Aragua (centro) en el contexto de las protestas. Testigos responsabilizan a colectivos paramilitares Hacemos llegar a familiares y amigos nuestras condolencias”, dijo el Programa Venezolano de Educación-Acción en Derechos Humanos (Provea) en Twitter.

Juan Guaidó reapareció ayer en una manifestación para convocar un paro progresivo en la administración pública.


“Mañana (por hoy) comienza la ‘Operación Libertad Sindical’ con rumbo a la huelga general. Mañana vamos a acompañar la propuesta de paro escalonado”, dijo Guaidó frente a un millar de personas que se concentraron en uno de los puntos dispuestos por la oposición para protestar contra el Gobierno de Nicolás Maduro.

Un levantamiento efímero
Guaidó, también jefe del Parlamento, celebró que miles de personas estén en las calles protestando, “a pesar de la intimidación” del Ejecutivo, contra el que el miércoles encabezó un efímero levantamiento.


Aunque Guaidó no se refirió expresamente a esta sublevación, aseguró que continuará llamando a protestas hasta lograr el cese de la usurpaciónde Nicolás Maduro.


“Si el régimen creía que habíamos llegado al máximo de presión, se equivocaron. Vamos a seguir en las calles hasta lograr la libertad de Venezuela”, resaltó Guaidó.


Advirtió de que el chavismo “va a tratar de aumentar la represión” contra las manifestaciones y, pese a ello, pidió a los ciudadanos usar una banda azul como la que emplearon los insurrectos ayer (por el martes) para decir “ya basta” al Gobierno de Maduro.


El llamamiento a paro de Guaidó fue rápidamente contestado por el dirigente chavista Diosdado Cabello, quien puso en duda que la propuesta tenga éxito y consideró que el opositor dice “muchas boberías”.


También hay manifestaciones callejeras contra el Gobierno en varias ciudades del interior del país, veinticuatro horas después de otra jornada de protestas violentas.


El chavismo, por su parte, se fue concentrando en el centro y oeste de Caracas para participar en los actos convocados por el Gobierno con ocasión del Primero de Mayo y en respaldo a Maduro.

Comentarios