martes 20/10/20

Irán rechaza la amenaza de sanciones y urge al mundo a no doblegarse a EEUU

Alemania, Francia y Reino Unido, miembros del acuerdo nuclear, rebatieron la decisión de Trump
Hassan Rouhani interviene durante una reunión de su gabinete en Teherán | efe
Hassan Rouhani interviene durante una reunión de su gabinete en Teherán | efe

Irán consideró ayer nulo el restablecimiento unilateral de las sanciones de la ONU por parte de Estados Unidos, rechazado también por el Consejo de Seguridad, y urgió a la comunidad internacional a no sucumbir a las presiones de Washington.

“Ilegal e ineficaz” fueron los términos más repetidos por las autoridades iraníes después de que el Gobierno estadounidense diera por restauradas las sanciones que se levantaron con el acuerdo nuclear de 2015 y del que Washington se retiró en 2018.

El Ministerio de Exteriores de Irán advirtió asimismo de que ese paso es “una gran amenaza para la paz y la seguridad internacionales y una amenaza sin precedentes para la ONU y el Consejo de Seguridad”.

Según el comunicado de Exteriores, EEUU “no solo se está burlando de todos los principios del derecho internacional y la Carta de la ONU, sino que también está desafiando abiertamente a la comunidad internacional mediante la intimidación”.

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, adelantó el sábado que en los próximos días Washington anunciará una serie de medidas para “fortalecer la aplicación de la sanciones de la ONU y que los infractores rindan cuentas”.

Washington inició en agosto un procedimiento ante la ONU para restablecer esas sanciones pero la mayoría del Consejo de Seguridad –incluidas el resto de potencias con derecho de veto– consideraron que EEUU no podía usar ese mecanismo pues lo abandonó en 2018.

Alemania, Francia y Reino Unido, miembros del acuerdo nuclear, rebatieron ayer de nuevo la decisión unilateral de Estados Unidos y sostuvieron que sus medidas “no tienen efectos legales”.

Ante las amenazas de Pompeo, el ministro iraní de Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, denunció en una entrevista televisada anoche que los estadounidenses “siempre han usado como regla general la intimidación para lograr sus objetivos”.

“La comunidad internacional debe decidir cómo actuar frente al acoso”, aseveró Zarif, quien advirtió que otros países pueden enfrentar sanciones en el futuro porque “un matón seguirá actuando como un matón si se le permite hacerlo una vez”.

Las autoridades iraníes, como es habitual, sacaron pecho y recurrieron a una serie de amenazas, pero se encuentran en una situación debilitada y sin mucho margen de maniobra.

El presidente iraní, Hasan Rohaní, advirtió ayer de que “si EEUU quiere continuar su acoso y dar un paso práctico (para restablecer las sanciones) se enfrentará con la respuesta firme de Irán”.

Por su parte, el comandante en jefe de la Guardia Revolucionaria iraní, Hosein Salamí, apostilló que Irán es capaz de “destrozar los intereses de EE.UU. y capturar sus bases” en Oriente Medio.

El Parlamento está preparando un proyecto de ley para que, en caso de que se restablezcan las sanciones internacionales, Irán deje de implementar el Protocolo Adicional del Tratado de No Proliferación nuclear.

Comentarios