miércoles 21.08.2019

La nueva valedora do Pobo aboga por adoptar una actitud positiva hacia la igualdad de género

Apunta al “feminismo” como una de sus “prioridades” en una sociedad gallega que es “cada vez más compleja”
María Dolores Fernández Galiño se dirige al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, durante su toma posesión | efe
María Dolores Fernández Galiño se dirige al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, durante su toma posesión | efe

La nueva valedora do Pobo, María Dolores Fernández Galiño, aboga por adoptar una actitud positiva y proactiva en favor de la igualdad de género y contra toda forma de discriminación.

En una entrevista divulgada por RNE, Fernández Galiño apuntó al “feminismo” como una de las “prioridades” de su nueva responsabilidad en el contexto de una sociedad gallega que es “cada vez más compleja”, ya que “vivir sin violencia de género es un derecho fundamental”.

La valedora destacó la “necesidad de unas políticas públicas que pongan al mismo nivel las necesidades, aspiraciones y preocupaciones” de hombres y mujeres. “El feminismo es una lucha fuerte, clara y universal” porque, a su juicio, la discriminación por razón de sexo y género es “sistemática, se da en todo el mundo y tiene más formas que las que se pueden contemplar en el ámbito de la pareja o expareja”.

Subrayó que más allá del asesinato y el maltrato físico, dos de los problemas más graves, hay actitudes “más insidiosas” entre las que citó el “paternalismo proteccionista” que lleva a algunos hombres a “prohibir a las mujeres determinadas conductas o actividades con el falso pretexto de protegerlas”.

Estereotipos
Además, la valedora añadió que hay que “sumar y romper los estereotipos sociales que relacionaban a la mujer con el hogar y al hombre con la dominación”, una condición que considera que “se está superando”.

En ese sentido, preconizó “no dar soporte a las estructuras sociales que están justificando un rol de dominación” masculino sobre las mujeres, porque “la dominación justifica la violencia”.
Al ser preguntada por su impresión sobre la sociedad gallega a la que se debe la institución, Fernández Galiño afirmó que desde su posición “aún es pronto para hacer una radiografía”, pero señaló que percibe una “mayor complejidad cada vez”, que se constata en una “administración” también “más compleja”.

Además, la nueva responsable del Valedor do Pobo manifestó que esta entidad está “consolidada” dentro de la sociedad gallega, y al respecto argumentó que existe una “tendencia cada vez mayor” a “requerir” los servicios de la institución para resolver asuntos relacionados con la “sanidad, la educación o los servicios sociales”. En este sentido, aclaró que el Estatuto de Autonomía le otorga “unas funciones de tutela y promoción de los derechos fundamentales” que “flexibilizan mucho la actuación de Valedor do Pobo”. Además, destacó que al ser un organismo vinculado a la comunidad no puede “desconocer la riqueza cultural y lingüística” de Galicia.

Por otra parte, al ser preguntada sobre cómo perjudicó a la institución la actuación de la antigua valedora do Pobo, Milagros Otero, Fernández Galiño decidió “hablar en positivo” y aludió al “equipo comprometido” en el proceso de “transformación” con el que cuenta desde que entró en la institución, el pasado 2 de agosto.

Respecto a los recursos de la entidad, la valedora explicó que se implantará una sede electrónica para “agilizar la capacidad de respuesta” y así se ofrecerá un servicio “telemático y sencillo” destinado a los ciudadanos.

Comentarios