Jueves 20.06.2019

Lugo, Ourense y la costa norte de A Coruña siguen en aviso amarillo por bajas temperaturas

 El municipio ourensano de Calvos de Randín registró -9,8 grados a las nueve de la mañana de ayer .
 

 

Las provincias de Lugo y Ourense y la costa norte de A Coruña continúan hoy en aviso amarillo por bajas temperaturas, según informó la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Así, las heladas se han asentado en Galicia y, de hecho, esta semana continuará con la presencia de las mismas, aunque a mediados aumentará el viento del nordeste, con nubes en el norte y menos frío de noche, pero más fresco de día.


En toda España, el tiempo será hoy estable con cielos poco nubosos o despejados y temperaturas significativamente bajas en buena parte del interior peninsular y el litoral cantábrico.


Mientras, ayer, Calvos de Randín, un municipio de Ourense fronterizo con Portugal, registró la temperatura más gélida de Galicia, con -9,8 grados a las 09.00 horas.  No es una marca inusual para esta localidad gallega situada entre los 900 y 1.100 metros de altitud, y otras que engrosan esta misma lista son San Martiño de Lanzós, en Vilalba (Lugo), con -9,3 grados cuando el reloj marcaba las 09.10 horas; y Verín (Ourense) con -9,1 grados a idéntica hora. 


También Morelle, en Sarria (Lugo) con -8,4 grados a las nueve de la mañana de ayer y Xinzo de Limia, en Ourense, con igualmente -8,4 grados a las 08.50 horas. 

Por otro lado, la central de emergencias del 112 Galicia recibió a lo largo de la madrugada de ayer más de 80 avisos por la formación de placas de hielo en varios puntos de la red viaria gallega sin que se produjesen incidencias “de extrema gravedad”. 

Las llamadas de alertas se recibieron desde las 19.00 horas del sábado hasta ayer por la mañana, cuando todavía varios conductores percibían las carreteras resbaladizas, brillantes por tramos y blanquecinas.

Comentarios