lunes 21.10.2019

El portugués llega a los colegios como idioma optativo para los estudiantes

El Parlamento aceptó ayer a trámite por unanimidad una iniciativa legislativa popular que pide la incorporación progresiva del portugués a todos los niveles de enseñanza reglada, así como una relación estratégica de Galicia con los países que tengan esta lengua oficial.

la xunta de portavoces admitió la inclusión en el orden del día del pleno de la iniciativa popular
la xunta de portavoces admitió la inclusión en el orden del día del pleno de la iniciativa popular

El Parlamento aceptó ayer a trámite por unanimidad una iniciativa legislativa popular que pide la incorporación progresiva del portugués a todos los niveles de enseñanza reglada, así como una relación estratégica de Galicia con los países que tengan esta lengua oficial.
La propuesta, defendida en el hemiciclo por uno de los impulsores, Xosé Carlos Morell, apuesta por que la Xunta incorpore en cuatro años el aprendizaje del portugués en la educación y también por que el dominio de esta lengua tenga especial reconocimiento para acceder a la función pública y concursos de méritos.
No obstante, el portavoz popular, Agustín Baamonde, quiso dejar claro al anunciar el apoyo de su grupo a la toma en consideración de la propuesta que se trata de otorgar un trato preferente al idioma portugués como lengua extranjera opcional y no obligatoria, al tiempo que subrayó que los populares no tratan de reabrir la polémica sobre la normativa del gallego.

objetivo estratégico
La iniciativa legislativa, que lleva el nombre de Valentín Paz Andrade, jurista, empresario y escritor al que el pasado año se dedicó el Día das Letras Galegas, también aboga por que sea un objetivo estratégico de la Xunta la relación con países de lengua oficial portuguesa, y fomentar la participación de las instituciones gallegas en foros lusófonos.
Finalmente, la propuesta emplaza al Ejecutivo a que tome cuantas medidas sean necesarias para lograr la recepción en territorio gallego de las televisiones y radios portuguesas mediante la televisión digital terrestre.
Morell destacó que la iniciativa fue suscrita por más de 17.000 personas y consideró que cuenta con el apoyo expreso de la ciudadanía, consciente, dijo, de que se está desaprovechando las ventajas que para los gallegos supone contar con una lengua con grandes similitudes.
El socialista Francisco Caamaño expresó el apoyo de su grupo y, al igual que otros portavoces, destacó las similitudes entre el gallego y el portugués y apostó por “romper las fronteras internas” y volver a recuperar un espacio cultural común.
A este respecto, destacó que el mundo de la lusofonía alcanza a casi 240 millones de personas en el mundo, está presente en Portugal, América y África, destacó el crecimiento de Brasil, donde hay empresarios gallegos.
Por ello, subrayó que se trata de un elemento de ventaja “frente a otros competidores en este mundo de mercados globales”.
Por su parte, Xabier Ron, de AGE, se sumó a la iniciativa y expresó su opinión de que el portugués sea lengua de estudio obligatorio, “exactamente igual que el inglés o el francés”. Ron calificó de “triste” que Galicia vaya por detrás de Extremadura en la implantación del portugués en la escuela, lo que también apuntó la nacionalista Ana Pontón.
Esta última se felicitó de que la tramitación de la propuesta haya sido más rápida que otras iniciativas similares e insistió en que el acercamiento a la lusofonía es un elemento clave para el proceso de “restauración de la normalidad lingüística”.
Por su parte, Agustín Baamonde subrayó que la propuesta abre la economía gallega a un mercado “emergente” de 250 millones de personas y ofrece a los gallegos la posibilidad de introducirse en esta área cultural y social.
En todo caso, anunció que en la tramitación habrá de “pulir” algunas “dificultades” del texto inicial, si bien calificó de “hecho histórico” la aprobación de esta iniciativa, ya que se trata de “tapar una brecha histórica”.

Comentarios