sábado 31/10/20

Abanca dona al Sergas 150 unidades individuales de cuidados intensivos

La entidad bancaria se suma a la lucha contra el coronavirus con la entrega de estos equipos a Sanidade

Las unidades de cuidados intensivos irán a parar a los hospitales gallegos, como este de Ferrol | kiko delgado (efe)
Las unidades de cuidados intensivos irán a parar a los hospitales gallegos, como este de Ferrol | kiko delgado (efe)

La entidad financiara Abanca ha comprado 150 unidades individuales de cuidados intensivos para donarlas a los hospitales gallegos con motivo del COVID-19 y ayudar así a aquellos pacientes que ingresen con insuficiencias respiratorias.

Estas unidades, cuya adquisición ha sido decidida conjuntamente con el Gobierno gallego, llegarán a la Comunidad la próxima semana y pretenden dar respuesta a las necesidades más urgentes del sistema de salud gallego en esta pandemia, informa el banco presidido por Juan Carlos Escotet.

Su reparto se realizará desde el Servicio Gallego de Salud entre los diferentes hospitales de la comunidad gallega.

Máquinas especializadas

Estas unidades son máquinas que ayudan al paciente a respirar por su cuenta o bien para que pueda tener, con la ayuda artificial, la ventilación que necesita. Este modelo va conectado a un ordenador con una pantalla táctil donde se registran los datos necesarios para el personal médico.

También cuentan con alarmas y avisan cuando hay algún error. El modelo donado por ABANCA sirve para adultos, niños y bebés y permite a los profesionales sanitarios usar diferentes modos de respiración artificial. Además, está sujeto a unos estándares de calidad muy elevados y ofrece a los profesionales de las UCIS de los hospitales gallegos procedimientos de ventilación modernos y esenciales para proporcionar a los pacientes los cuidados necesarios.

“En este momento, son equipamientos imprescindibles en los hospitales, ya que son los que se utilizan para casos de pacientes con problemas respiratorios. El coronavirus afecta precisamente el sistema respiratorio. Se estima que el 3% de los infectados con el virus Covid-19 necesitarán sistemas de ventilación mecánica y serán considerados como muy graves”, recalca Abanca.

Además de esta compra, la entidad financiera ha tomado otras medidas como condonar tres meses de alquiler a las familias más vulnerables. Abanca eximirá a estas familias especialmente vulnerables del pago de la renta correspondiente a los meses de abril, mayo y junio, para que puedan afrontar esta situación transitoria de pérdida de ingresos o desempleo ocasionados por la pandemia por coronavirus y la declaración del Gobierno del estado de alarma.

Podrán beneficiarse de la condonación aquellas familias que se hayan quedado en situación de desempleo o aquellos autónomos que vean disminuidos sus ingresos en más de un 30% a consecuencia de esta crisis.

También anticipará el pago de las pensiones a los cerca de 400.000 clientes que tienen domiciliado este ingreso en el banco.

Abanca, además tiene en marcha desde el pasado día 14 el Plan Anticipar, que incluye un paquete de medidas extraordinarias para acompañar y ayudar a las familias y empresas a paliar los efectos económicos derivados de esta crisis sanitaria mediante respuestas anticipadas de financiación o gestión operativa.

Como primeras acciones, la entidad movilizó 8.300 millones de euros para atender las necesidades de liquidez de empresas, pymes y autónomos, y adelantó el pago de pensiones a quien las tienen domiciliado en el banco. l

Comentarios