miércoles 16.10.2019

El socialista Ángel Mato toma posesión abierto al diálogo pero todavía sin pacto

Pidió a los exalcaldes Rey Varela y Suárez que su experiencia “sirva para evitar cometer os mesmos erros”

El nuevo alcalde de Ferrol, el socialista Ángel Mato, recibe el bastón de mando de la ciudad de manos del edil de mayor edad, José Tomé, tras haber jurado el cargo | daniel alexandre
El nuevo alcalde de Ferrol, el socialista Ángel Mato, recibe el bastón de mando de la ciudad de manos del edil de mayor edad, José Tomé, tras haber jurado el cargo | daniel alexandre

El socialista Ángel Manuel Mato Escalona es desde ayer el nuevo alcalde de Ferrol. Recibió los ocho votos favorables de su grupo, los tres de Ferrol en Común y los dos del Bloque Nacionalista Galego para devolver el bastón de mando a un partido que lo tuvo en las dos primeras corporaciones con Quintanilla y después con Manuel Couce y con Vicente Irisarri (ambos presentes en el salón de plenos). Rompe además la alternancia izquierda-derecha que se había instalado en la ciudad desde décadas atrás. Hay ahora una teórica continuidad política que de momento no se ha plasmado en ningún acuerdo con las fuerzas a priori afines. Empieza el mandato con un gobierno de ocho concejales y la posibilidad de un pacto que se negocia sin publicidad y que tarda en fraguarse.

“Tengo la intención de configurar un gobierno lo antes posible”, afirmó el alcalde al término de la toma de posesión y de los innumerables saludos. “Yo no voy a dejar de trabajar desde el próximo lunes. Vendré a ponerme al día y a revisar los asuntos más urgentes”, comentó. No hay todavía un reparto de concejalías a la espera de llegar a acuerdos. “Creo que tenemos mucho margen para trabajar en lo que nos une y no en lo que nos separa, la política también es ceder y no imponer. La distribución de concejales es la que es y por lo tanto lo que va a obligar es a hablar, a dialogar y alcanzar acuerdos con los demás”.

Mato pidió ayuda a las demás fuerzas en su discurso inaugural. “Ao redor teño moita experiencia. Contamos con dous alcaldes e concelleiros e concelleiras que xa asumiron tarefas de goberno. Pídolles encarecidamente que esta experiencia sexa para atender mellor á cidadanía e para evitar que cometamos os mesmos erros que puidemos ter cometido no pasado”, afirmó.

Su intervención, con la mano tendida a todas las fuerzas políticas y la llamada continua al diálogo, fue un amplio repaso por las potencialidades de la ciudad en lo económico y en lo social. Navantia, el impulso de la Universidad, la necesaria mejora de las comunicaciones, la rehabilitación, el papel de Defensa, la preocupación por el patrimonio, la política social que garantice la igualdad de oportunidades o la apuesta por el entorno natural fueron algunas de las líneas de un discurso de futuro. “Temos que facer do Concello o mellor motor desta cidade”, afirmó, planteando   una planificación “a medio prazo” que se base en un “crecemento sostido que medre en torno á idea de mellorar a calidade de vida”.

Mato agradeció a Vicente Irisarri y a Couce Pereiro su presencia y a Amable Dopico (que también acudió a la toma de posesión) el haberle introducido en su día en la política municipal para, casi una década después, asumir “a maior responsabilidade que pode asumir quen dedique unha parte da súa vida á política”. Pero se remontó más y, parafraseando el discurso de Abraham Lincoln en Gettysburg (el de la copiada fórmula del gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo), recordó a alcaldes anteriores: a Francisco Suárez, Segundo Cotovad, Porto Leis, Antonio Usero, Xaime Quintanilla.

“Algúns mesmo perderon a vida polo seu compromiso político, por facer mellor a vida dos seus veciños e veciñas”. Así, “xa nos precederon moitas persoas que traballaron arreo para facer esta cidade mellor. Somos nós os que debemos consagrarnos aquí á tarefa inconclusa que os que aquí traballaron e loitaron noutras épocas fixeron avanzar tanto e tan noblemente”.

Comentarios