sábado 24.08.2019

Salvan a un menor en Doniños en el primer rescate de la temporada

Los socorristas estrenan un sistema de comunicación por radio que pone en contacto a todas las casetas

Socorristas en Doniños
Socorristas en Doniños

El socorrismo en las playas de Ferrol ha dado un salto este verano desde los problemas y limitaciones que ocasionaba la comunicación a través del teléfono móvil a una red de radio que enlaza simultáneamente a todos los actores necesarios en caso de activar un rescate. La agrupación de voluntarios de Protección Civil, que presta también apoyo al servicio de vigilancia en los arenales, se encargó de montar el nuevo dispositivo, que el domingo empezaba a funcionar a pleno rendimiento. Y pudo usarse ya en el primer rescate de la temporada, después de un mes sin incidencias. Se produjo en la tarde de ayer, alrededor de las cinco, en la playa de Doniños (Outeiro). Un niño de unos diez años estaba siendo arrastrado por la corriente, por lo que los socorristas tuvieron que intervenir para devolverlo a la orilla, sin que hubiese mayores complicaciones.

Para los socorristas, la comunicación de incidencias a través de un télefono móvil tenía los inconvenientes propios de este medio. Dependían de la cobertura, que podía ser deficiente según los casos, y sobre todo en movimiento, y además el diálogo estaba limitado entre dos puntos, lo que complicaba la difusión de instrucciones o el compartir información a todas las casetas e incluso organismos externos. Es una vía comunicativa desaconsejada ante las emergencias y la radio de la que se disponía no alcanzaba la longitud suficiente.

Ahora se han instalado cuatro repetidores y se ha renovado el material. De este modo, todos los socorristas que operan en Ferrol (55 a partir de ayer lunes, en que se incorporaban los ocho que llegan a través de una subvención de la Xunta de Galicia), saben en tiempo real qué es lo que está ocurriendo en otros arenales. Y lo saben también el coordinador de seguridad y la ambulancia y, si fuese necesario ante una emergencia, también el centro de coordinación del Concello, con el alcalde y el concejal delegado. Incluso existe comunicación directa con el servicio de prevención y extinción de incendios.


Desfibriladores
Esta mejora se suma a otras de las que informaba el concejal de Seguridad, Germán Costoya, hace unos días. Todas las playas dispondrán de un desfibrilador para prestar los primeros auxilios precisos, además de otros materiales sanitarios básicos –hay ambulancia y cuatro sanitarios a tiempo completo en la zona de Doniños– y del equipamiento marítimo necesario para hacer los rescates.


El servicio de socorrismo depende del Concello de Ferrol, que ofertó 53 plazas de las que se cubrieron 47. Empezaron a trabajar el 15 de junio y estarán operativos hasta mediados de septiembre. A estos se les unen desde ayer otros ocho contratados a través de una subvención de la Xunta, a los que el Concello complementará su sueldo, puesto que las condiciones económicas que se ofrecen desde la institución municipal mejoran las autonómicas.

Comentarios