Martes 20.11.2018

El PP exige al gobierno que aclare si respalda la terraza del Parador

 El Partido Popular compareció ayer para aclarar su postura respecto a algunas de las medidas anunciadas por el actual gobierno y pedir explicaciones.

Guillermo Evia, José Manuel Rey y Martina Aneiros	j.m.
Guillermo Evia, José Manuel Rey y Martina Aneiros j.m.

 El Partido Popular compareció ayer para aclarar su postura respecto a algunas de las medidas anunciadas por el actual gobierno y pedir explicaciones. La terraza que instalará el Parador en una pérgola ya construida dentro de las obras en los jardines de San Francisco es una de las cuestiones que despiertan preocupación en el principal partido de la oposición. En los últimos días el ejecutivo local confirmó que se revisará la situación, puesto que la rehabilitación de la cuesta de Mella y de los jardines de San Francisco se hace con fondos europeos Urban que, según los técnicos municipales, no contemplan los usos hosteleros. Esta misma semana se reunirá la edila María Fernández con responsables de Paradores para intentar resolver la situación.
“Nos parece una gran irresponsabilidad”, comentó el portavoz popular y exalcalde, José Manuel Rey Varela. “Todo depende de qué tipo de autorización se le conceda a Paradores para la utilización de esa terraza que ya está construida”, explicó. “La cuestión de fondo es saber si lo que queremos es poner facilidades para que el Parador de Ferrol sea totalmente viable o ponerle trabas a una empresa importante en nuestra ciudad. Yo reitero el compromiso de mi grupo para que el Parador pueda tener viabilidad y mantener el empleo. Creo que los espacios públicos que cuentan con autorizaciones de uso son espacios públicos más integrados, más utilizados por los vecinos, que es de lo que se trata después de hacer inversiones económicas importantes”. En último caso, añadió, se le puede descontar el coste de la pérgola a Paradores para facilitar el procedimiento.
Rey Varela habló además de la obra en los bajos de Mella, que ahora se destinará a un museo sobre la memoria histórica. Defendió su proyecto de crear un centro de interpretación que serviría “como lugar de recepción para tener un primer impacto sobre la ciudad” e ironizó sobre las críticas que en su día hacía la oposición. “Nos alegramos de que ahora no sea solamente la obra del ascensor sino que sea la de la memoria histórica. Se ve que algo más que un ascensor era si allí se puede hacer ahora un museo”.
Además se preguntó si la decisión sobre sus usos “se ha sometido ya a algún proceso de participación o solamente los procesos de participación son para los que no estamos tocados por lo que la voluntad mayoritaria quiere”.

Comentarios