As Pontes se rinde un año más al buen sabor del grelo en una de sus fiestas locales más arraigadas

Freixós recién hechos, productos ecológicos, quesos y, como no, “madas” de grelos de las mejores calidades ayudaron a paliar ayer en As Pontes la lluviosa mañana en una nueva edición de la tradicional Feira do grelo.

As Pontes se rinde un año más al buen sabor del grelo en una de sus fiestas locales más arraigadas

Freixós recién hechos, productos ecológicos, quesos y, como no, “madas” de grelos de las mejores calidades ayudaron a paliar ayer en As Pontes la lluviosa mañana en una nueva edición de la tradicional Feira do grelo, que este año llegó a su trigésimo octava edición.
La ampliación a dos días de los eventos en torno a la feria –el sábado ya hubo actuaciones musicales, muestra de la camelia y una feria de productos autóctonos– no restó afluencia a la jornada de ayer, que, ante las previsiones climatológicas de los últimos días, estuvo bien preparada al celebrarse a cubierto en una carpa climatizada.
Muchos fueron los ponteses y también los foráneos que celebraron la tradicional comida de cocido de carnaval en el recinto ferial, con las raciones que, a un precio de diez euros, contaban con sopa, patata, lacón, costilla, chorizo, garbanzos y grelos. El requeixo de la Feira do mel de Goente fue el postre perfecto para la celebración culinaria. Además, en esta ocasión, se podía hacer uso del menú para llevar, por lo que fueron muchos quienes decidieron visitar la feria y volver a casa para comer el cocido en su propia mesa.
Desde primeras horas de la mañana se procedió en el mercado municipal a la numeración de las cestas que concursaban en el certamen y después fueron expuestas al publico antes de la valoración del jurado y, como no la puesta a la venta de la mercancía expuesta.
A media mañana se entregaron los premios que valoraron la calidad del producto –tres premios de 300, 250 y 200 euros, más los accésits dotados con 60 euros cada uno–, y las mejores cestas adornadas, con premios de 300, 200 y 100 euros. El alcalde, Valentín González Formoso y otros miembros de la corporación y organización fueron los encargados de entregar los premios a los cultivadores del producto estrella de la fiesta.
Pero la feria no solo sirvió para la exaltación del grelo, durante toda la jornada los visitantes pudieron disfrutar de una exposición de artesanos de la madera torneada, de flores –II Mostra da camelia– y de razas autóctona de perros –can de palleiro–, ovejas –ovella galega–, cerdos –porco celta– o gallinas –de Mos–.
La música sirvió de complemento especial tanto el pasado sábado como el domingo no pudiendo faltar en toda fiesta popular que se precie.
Así, tras la actuación en la carpa del grupo de cantareiras “Tanxugueiras” se dejó paso a la actuación, en el cine Alovi, por la tarde, de “Treixadura”.