sábado 23/1/21

La Policía Local denuncia a cinco personas que volvían de una fiesta después del toque de queda

Dispositivo ante la ola de frío | c.f.
Dispositivo ante la ola de frío | c.f.

La Policía Local de Ferrol denunció en la madrugada del sábado al domingo a dos personas que estaban circulando por la calle a las doce y media de la madrugada, fuera del horario permitido (hasta las once de la noche). Fue, indican fuentes municipales, en las inmediaciones de la calle Areosas, tras salir de una fiesta en una vivienda. 

Hasta allí se desplazaron después de haber sido alertados por el 092 y localizaron a seis personas en la calle. Los agentes locales denunciaron a cinco de ellos y del otro individuo se hizo cargo la Policía Nacional. 

Esa noche también investigaron a tres conductores por delitos contra la seguridad viaria, que circulaban fuera del horario permitido. Uno fue en la calle Areosas, en Santa Mariña, otro en el cruce de Sol con Concepción Arenal y un tercero en la intersección de Virxe da Cabeza con la carretera de Catabois. Están citados esta semana en el juzgado puesto que todos ellos circulaban con una tasa de alcohol en aire espirado superiores a 0,60 mg/l.

En total, se cursaron 13 denuncias relacionadas con incumplimientos de las normas establecidas para frenar la expansión del coronavirus.
Los agentes también colaboraron con el dispositivo especial puesto en marcha por el Concello de Ferrol, con voluntarios de Protección Civil, para atender a personas que duermen en la calle, ante las bajas temperaturas de estos días. Se les ofrece alojamiento, comida y bebida calientes y mantas.

La noche del sábado al domingo, según los datos facilitados por el gobierno local, se atendió a seis personas. Dos fueron trasladadas al albergue Pardo de Atín, en Caranza, una a la vivienda de un familiar y otra al hospital. En la noche del viernes al sábado fueron cinco las personas a las que se les ofreció este apoyo para pasar la noche.

Comentarios