• Martes, 23 de Octubre de 2018

La empresa de networking BNI abre su primera franquicia en Ferrol

Más de 200 empresarios de Ferrol y de la comarca asistieron el pasado jueves al lanzamiento del grupo empresarial de networking BNI Albatros - Ferrolterra.

La empresa de networking BNI abre su primera franquicia en Ferrol

Más de 200 empresarios de Ferrol y de la comarca asistieron el pasado jueves al lanzamiento del grupo empresarial de networking BNI Albatros - Ferrolterra. 
Se trata de la primera organización de referencias de negocios que se crea en la ciudad y ha conseguido despertar el interés de cientos de emprendedores y pymes de diversos sectores. El grupo BNI es una multinacional establecida en más de 63 países, aunque relativamente nueva en España. 
La directora consultora de la franquicia de Ferrol, Elena Fernández, insiste en que “no se trata de un grupo de gente que queda para tomar unas cañas y hablar de negocios”. Es una organización con unas normas muy estrictas, pero que “genera enormes beneficios” a medio y corto plazo. 
Este sistema de negocio cerrado se basa en la “confianza de sus miembros” para general volumen de negocio entre sí. “Si yo tengo una empresa y necesito cambiar el sistema eléctrico, lo haría a través de un electricista de la organización”, explica la responsable de BNI Ferrolterra. Para evitar generar suspicacias o competencias desleales, la organización solo permite que exista en el grupo un miembro de cada sector o gremio. Además, “están totalmente prohibidas las comisiones”, deja claro Elena Vázquez. A mayores de esta colaboración entre socios, la otra esencial del networking reside en compartir agendas de clientes o, como ellos lo denominan, “generar referencias”. 
El recién creado grupo de BNI Albatros - Ferrolterra se reunirá una vez por semana, todas las semanas del año, en horario de 07.00 a 09.00 horas, para que no interfiera con la actividad diaria de la empresa. Aunque las primeras reuniones tuvieron lugar en el Club de Campo, la idea de la franquicia ferrolana es “reunirse en locales de los miembros del grupo, en la medida de lo posible”. 

admisión
El grupo de Ferrol cuenta, apenas dos días después de su lanzamiento, con una amplia lista de espera de empresarios que quieren formar parte de la organización.
Existe, para ello, un tribunal formado por miembros de la ejecutiva de BNI Ferrolterra que realizan varias entrevistas a los candidatos. Son ellos quienes deciden, en base a unos criterios unificados, quienes pueden ingresar y quienes no. Una vez dentro “existen unos derechos y unas obligaciones” que los nuevos miembros deben cumplir, explica la directora consultora de Ferrol. 
La base de esta buena convivencia es dar y recibir. "Si un empresario consigue un elevado número de referencias de los compañeros de BNI y no genera volumen de negocio para otros, será penalizado y puede conllevar su expulsión”. Un equipo de liderazgo califica con tres colores –a modo de semáforo– las acciones de sus miembros y los sanciona o premia en relación a ello. n