martes 20.08.2019

El bufete Lama y Asociados logra un hito procesal en la causa de Banco Popular

El recurso del bufete ferrolano por la venta al Santander, uno de los aceptados por la Audiencia Nacional.

Ricardo Pérez y la abogada Rocío Beceiro a su llegada a los juzgados de Santiago por el caso de Asunta Basterra | archivo
Ricardo Pérez y la abogada Rocío Beceiro a su llegada a los juzgados de Santiago por el caso de Asunta Basterra | archivo

El despacho ferrolano de abogados Lama y Asociados, que dirige Ricardo Pérez Lama, en su defensa de los intereses de una treintena de accionistas y bonistas del Banco Popular, que perdieron lo invertido con el hundimiento de la entidad y su posterior venta al Banco Santander por 1 euro, ha logrado un hito procesal de gran trascendencia para sus clientes en particular y el desarrollo de la actividad procesal en general.

El pasado 17 de diciembre de 2018 Ricardo Pérez Lama, como acusación particular del referido colectivo solicitó al juzgado un escrito al que se adhirieron posteriormente otras acusaciones, que la responsabilidad penal se trasladase al Banco Santander y en consecuencia se acordase la sucesión procesal por fusión por absorción.

El 11 de enero la Fiscalía informó favorablemente la petición de la acusación particular y, seguidamente, el Juzgado Central de Instrucción número 4 de la Audiencia Nacional acordó el pasado martes “la sucesión procesal por fusión por absorción de sociedades teniendo por dirigido el procedimiento penal contra el Banco Santander”, lo que en términos coloquiales viene a decir que se traslada la responsabilidad penal que pudiera existir en el proceso judicial abierto del Banco Popular al Banco Santander.


“De producirse una eventual condena a la entidad, ello supondría que además de la condena penal también se generarían responsabilidades”, como destacan desde el bufete ferrolano.


El pasado mes de abril uno de los letrados que se ocupa del caso junto con Ricardo Pérez Lama, el letrado Alberto Pérez Sanmartín, ya hacía referencia a este procedimiento judicial sin precedentes en España y, prácticamente en Europa, destacando que se estaban enfrentando “a uno de los casos más complejos técnicamente y, además, único en el derecho mercantil español.


Así las cosas, desde Pérez Lamas aseguran que “si se produjese una condena penal también se generarían responsabilidades civiles dimanantes del delito, es decir, deberían responsabilizarse del pago de los perjuicios causados a los querellantes”.

Situaciones diversas
Como se recordará el despacho de abogados ferrolano defiende a una treintena de personas que perdieron cantidades muy diversas, desde unos pocos miles de euros hasta los casi cuatro millones.


Lo que es común a todos ellos es el hecho de “sentirse estafados y burlados por un banco de su confianza”, apuntan desde Lama y Asociados. Casi sesenta acusaciones particulares y media docena de populares se han personado en esta demanda colectiva contra la excúpula de Banco Popular.


El Banco Santander ha llegado a acuerdos extrajudiciales con diferentes afectados para que retiren las querellas interpuestas, lo que puede considerarse un reconocimiento implícito de su responsabilidad. l

Comentarios