viernes 13.12.2019

El alumnado del Cruceiro de Canido retoma la normalidad de las clases

La dirección del centro y de las obras fijaron medidas de control y horarios que satisfacen a los padres de los niños
Colexio Cruceiro de Canido reunión ANPA cos Páis
Colexio Cruceiro de Canido reunión ANPA cos Páis

Una semana después del inicio oficial de las clases en los centros educativos de Infantil y Primaria, el CEIP Cruceiro de Canido se incorpora mañana a pleno rendimiento a las aulas, tras una semana de huelga de una mayoría del alumnado que consideraba que el inmueble no reunía las condiciones adecuadas de habitabilidad, al encontrarse el colegio en obras.

Desde el primer momento, el Anpa llevó a cabo medidas de presión y no envió a los niños a clases en estos primeros días –el porcentaje de asistencia fue bajo–. Además, recogió firmas para remitir un escrito a la Xunta explicando los problemas de seguridad que habían observado en una visita al centro y otro al Concello pidiendo que un técnico municipal realizase un informe que certificase que el colegio se encuentra en condiciones óptimas para impartir clases.

Pese a que desde el centro escolar empezó el curso igualmente el día previsto, con el alumnado que asistió, la dirección del Cruceiro mantuvo ayer una reunión con encargados de la obra y responsables de la jefatura territorial de Educación con el fin de que se fijasen unas pautas de trabajo que garantizasen la seguridad, la salubridad y que las aulas estuviesen protegidas de las obras que se están acometiendo.

La directora del centro, Conchi Requejo, explicó que se concretaron puntos a la hora de ejecutar los trabajos, de modo que ya han sido solucionados los problemas de acumulación de polvo, ventilación, etc, además de que las obras tengan horarios marcados para actuar en el interior del centro y se ejecuten en el exterior durante el horario escolar.

El diálogo con los padres también ha llegado a buen puerto, toda vez que, como explicó la directora, pudo haber “malentendidos” que quedaron solventados. De todos modos, las obras se prolongarán todavía un tiempo, lo que puede ocasionar incomodidades, pero se intentará que el desarrollo del curso continúe con normalidad y que la comunicación entre las partes sea fluida.

Presión

Tras la reunión de la dirección del centro con la representación de la Xunta y de la obra, el Anpa del CEIP Cruceiro celebró una asamblea informativa con los padres y decidieron retomar la actividad escolar hoy mismo.

Valoraron que la presión ejercida estos días haya concluido con esta toma de decisión de fijar unos puntos básicos para el desarrollo de las obras y dudan de que sin esta huelga se hubiesen determinado, por lo que el Anpa agradeció la implicación de la mayoría de los padres.

El representante del Anpa, José Paz, explicó que consideran que se han subsanado los aspectos que reivindicaban y avalan así el documento elaborado por la dirección del centro.

De todos modos, se mantienen en su postura de que el centro no cumplía las condiciones cuando se inició el curso y apuntan que “a nosa responsabilidade cubriu a irresponsabilidade” de iniciar las clases en esas condiciones.

Las actividades extraescolares todavía no darán comienzo, toda vez que se desarrollan en el horario de los trabajos.

Comentarios