domingo 22.09.2019

El PSOE plantea que los independentistas se abstengan en la sesión de investidura

 

Podemos insiste en entrar en el “gobierno de cooperación” propuesto por Pedro Sánchez

 

El PSOE plantea que los independentistas  se abstengan en la sesión de investidura

El secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, admite que la negativa del PP y Ciudadanos a abstenerse para facilitar la investidura de Pedro Sánchez aboca a los socialistas a contar con la posibilidad de una abstención de ERC o JxCat en la segunda votación para poder formar gobierno.


“Son 350 diputados con los que tenemos que contar y eso es a lo que nos aboca la realidad, a lo que nos abocan los números”, señaló.

El dirigente socialista, tras reunirse con los portavoces del PNV, Compromís y Navarra Suma, recalcó que en el arco parlamentario hay “más voluntad numéricamente de construir que de obstruir” un gobierno presidido por Sánchez, y renovó su compromiso de intentar que haya un Ejecutivo “cuanto antes”.

“Lo vamos a conseguir o pretendemos conseguirlo como establece la Constitución y de acuerdo a las reglas, en la primera votación con mayoría absoluta y, si no fuera posible, en la segunda votación consiguiendo mas síes que noes, incluidos los 350 diputados que nos merecen la misma consideración y cuentan exactamente lo mismo”, señaló.

Sin alternativa
Ábalos, también aseguró que no descarta que miembros de Podemos formen parte del gobierno de cooperación en cuyo diseño trabaja ahora el PSOE porque, dijo, “uno tiene que contar con aquellos que quieren colaborar” en la gobernabilidad.


Indicó que la propuesta de gobierno de cooperación no está definida y no “es un modelo cerrado” cuando le preguntaron sobre que Iglesias pone el gobierno valenciano como referencia.

“No hay alternativa que no pase porque el presidente sea Pedro Sánchez”, insistió el número tres del PSOE, que dijo que se podrá alargar el proceso o “poner todos los palos en las ruedas” pero con las cuentas actuales “es mucho más difícil cualquier otra alternativa” a la de que Pedro Sánchez sea presidente.


Por su parte, Podemos mantiene intactas sus expectativas de tener ministerios en un ejecutivo con el PSOE a la espera de que el presidente en funciones, Pedro Sánchez, concrete cuál es su plan para el “gobierno de cooperación”, que espera que no se traduzca en vetar a cargos del partido porque eso sería como ofrecer un suicidio a Podemos.

Nueva reunión
Fuentes del partido indicaron que esperan que en los próximos días tenga lugar una nueva reunión entre Pablo Iglesias y Pedro Sánchez en la que el presidente baje a tierra la propuesta de “gobierno de cooperación”, que Podemos interpreta como un sinónimo de coalición.
En la formación creen que Pedro Sánchez no puede estar suponiendo que Podemos va a ofrecer sus 42 votos para la investidura sin tener a cambio funciones dentro del gobierno.
Recuerdan que Pablo Iglesias ya dijo en muchas ocasiones que confía en que no haya “vetos” por parte de los socialistas a los nombres elegidos por su formación.


Hasta el momento, el presidente en funciones no mencionó la cuestión de que sean ministros independientes los que sean pactados con Podemos, según indican desde el partido de Iglesias, que avisan de que si finalmente esa fuera la propuesta se evaluaría pero difícilmente sería aceptada por las bases ni por la dirección.

Búsqueda de un “plan B”
Por eso, desde el partido morado apuntan a que el presidente en funciones debería tener un “plan B” (un acuerdo con algún otro partido para la investidura) si pone sobre la mesa no ceder espacios de poder a Podemos.


Tras la reunión del martes en la que Pedro Sánchez propuso formar un “gobierno de cooperación” a Podemos (que hasta ahora hablaba de una coalición) no se han reducido las expectativas de que la negociación llegue a buen fin, pero tampoco han aumentado.
“Para nosotros gobernar es entrar en un gobierno dirigido por el PSOE con responsabilidades ejecutivas para Podemos”, mantienen desde el partido morado, que aspira a tener ministerios.
No obstante, ven “señales preocupantes” porque miembros del PSOE expresan en público posiciones que son “poco generosas” hacia Podemos.

Comentarios