lunes 14.10.2019

Casado advierte de que el voto dividido del centroderecha da el gobierno a los socialistas

 

Ortega Lara le exige al popular que ponga orden en su casa y que no ensucie la del vecino

 

El presidente del partido popular, Pablo Casado, saluda a ciudadanos en su visita a Murcia | marcial guillén (efe)
El presidente del partido popular, Pablo Casado, saluda a ciudadanos en su visita a Murcia | marcial guillén (efe)

El presidente del PP, Pablo Casado, dijo ayer que cuando el votante de centroderecha vota dividido, aunque sea mayor el número de votos, “acaba gobernando el PSOE”, por lo que pidió el apoyo a su formación, un partido “transversal”, que no es “de izquierdas ni de derechas”.


En un acto electoral en Águilas (Murcia), acompañado por el secretario general del partido, Teodoro García Egea, el candidato a presidir Murcia, Fernando López Miras, y la candidata al Ayuntamiento del municipio, Eva Reverte, Casado indicó que hay dos partidos que les quieren imitar, “que se intentan disfrazar del PP” y que han imposibilitado la victoria del Partido Popular.

Ante la triple cita electoral del 26-M pidió que no se vuelva a repetir esa división del voto de centroderecha y reivindicó al PP como “el único partido de centroderecha renovador de España”, que representa esa España transversal “de los balcones”.


Así, se preguntó si es de derechas o de centro querer la prisión permanente revisable para los violadores, rechazar la subida de impuestos, ser partidario de la libre educación para los hijos, que el español sea la lengua vehicular o de la elección de médico y hospital.

“Nuestros compatriotas saben lo que somos: el partido de la Constitución, el único que no pide su reforma; el defensor del Estado autonómico”, porque esa organización territorial “nos ha dado muy buenos años y la queremos mantener”. Casado, que se propuso tener los mejores gobiernos municipales y autonómicos tras la triple cita electoral, precisó que si son de otro color político al del Gobierno central resultan los “mejores contrapesos” a su poder, “como ya se hizo en la época de Zapatero”.


Tras asegurar que Sánchez “no tiene las manos libres para formar Gobierno” por su escasez de escaños, consideró que si el PP recobra poder tras el 26-M, el presidente en funciones deberá “hacer un Gobierno más centrado en la realidad y en la sensatez”, que si lo forma con Podemos y los independentistas.
De este modo, insistió en que Ciudadanos no aclara si pactara ayuntamientos y autonomías con el PSOE o el PP, lo que “es una tomadura de pelo a los españoles”. Y dejó claro que el PP no va a apoyar “ni dejarse apoyar” por “la izquierda que quiere unirse con los podemitas, batasunos e independentistas”.

Respuesta
Por su parte, el exfuncionario de prisiones secuestrado por ETA y cofundador de Vox, José Antonio Ortega Lara, pidió ayer al líder del PP, Pablo Casado, que “ponga orden en su casa y no ensucie a la del vecino”. En un acto celebrado en Jaén, Ortega Lara abogó por “un voto patriótico” frente a la apelación al voto útil, cuyo llamamiento considera que “está muy depauperado”. El exfuncionario también destacó durante la celebración del evento que tras las últimas elecciones generales Vox “ha conseguido tener un altavoz en las instituciones”.

Comentarios