jueves 09.07.2020

La Policía de Fene abate un perro peligroso robado en Cantabria y traído en un viaje no permitido

La Policía de Fene abate un perro peligroso robado en Cantabria y traído en un viaje no permitido

El Ayuntamiento de Fene (A Coruña) ha informado este viernes de que una pelea entre perros peligrosos permitió desvelar la posible sustracción de uno de los animales en Cantabria y derivó en una denuncia por desplazamiento no permitido durante el estado de alarma.

Según la misma fuente, el día 21 de mayo se detectó un incidente entre perros en el barrio de Perlío, donde la Policía Local abatió a uno de ellos para evitar que huyese a la calle desde una finca sin cierre mientras el otro ejemplar se trasladó a la perrera de Ferrol para ser tratado por sus heridas.

El propio gobierno local ha admitido que la actuación policial causó críticas en redes sociales, pero ha indicado que el informe del cuerpo de seguridad se sustenta "en el peligro que los perros podrían ocasionar a los propietarios o a terceras personas".

Las autoridades municipales pudieron finalmente confirmar que uno de los animales había sido sustraído de un centro canino dependiente del Ayuntamiento de Torrelavega, en Cantabria. "Los propietarios, que tienen retirada la autorización para poseer perros de razas peligrosas, podrían haberse desplazado sin motivo justificado desde Santander hasta Fene durante el estado de alarma", señala el consistorio fenés.

Comentarios