lll

Recibe cada mañana las últimas noticias. REGISTRARME

Recibe las noticias desde Telegram. ÚNETE

Andar a dos velas trae estas consecuencias

Una torre eléctrica de alta tensión | EFE/Sergio Pérez

Reconozcámoslo. Bien, lo que se dice bien, no está, pero seguro que a nadie le ha sorprendido demasiado el incremento de los enganches ilegales de luz en A Coruña, teniendo en cuenta cómo andamos, a dos velas. No sé si lo pillan... A alguno hasta le habrá hecho gracia y diría eso de “les está bien, por ladrones” y les parecerán unos Robin Hoods modernos, que roban a los ricos y se lo quedan ellos, que son pobres, ¿no? Pues no, porque no se lo roban a la empresa eléctrica, se lo roban a Juan/a Pueblo, ese/a señor/a –como usted y yo—que paga religiosamente sus facturas. ¡Que nos tangan 55 euros al año! Y nosotros esperando al mes que viene para comprarnos unos zapatos o ir a empastar una muela, manda truco... Ah, y lo peor no es eso. Algunos harán enganches ilegales por necesidad, pero otros los hacen para plantar marihuana, por ejemplo. ¡Que no, que no queremos financiar empresas ilegales, qué caray!

Andar a dos velas trae estas consecuencias

Te puede interesar